Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Necrológica:

Néstor 'Pipo' Rossi, futbolista

Emblemático jugador del River Plate

Néstor Rossi nació el 25 de mayo de 1925.

Jugó en el River Plate, Millonarios y Huracán.

Fue entrenador en Argentina y España. Falleció

el pasado día 13 en Buenos Aires a los 72 años.Era el fútbol de antes.

-"Cabezón, persigue al negro". -"Pero... si todos son negros...". -"Entonces persíguelos a todos".

El autor de la orden es Néstor Rossi, un volante argentino capaz de no arrugarse en los momentos de mayor tensión y de arrancar una sonrisa de los rostros sudorosos y doloridos de sus compañeros. Ligado para siempre a la franja diagonal roja sobre fondo blanco que forma los colores del River Plate de Buenos Aires, Rossi, apodado Pipo, Patón o La Voz, recibió la pasada semana el último adiós de los porteños a unas pocas manzanas del estadio Monumental, el cuartel general del mítico equipo argentino.

Pipo Rossi formó en 1947 como volante de una alineación que todos los niños argentinos sabían de memoria y en la que tenía como compañero nada menos que a Alfredo Di Stéfano. Su nombre quedó ligado al club porteño y a la selección argentina con la que ganó varios torneos suramericanos.

Nacido el 25 de mayo de 1925, Rossi dio pronto señales de que estaba destinado a batir marcas en el fútbol argentino. No era de los que corrían alocadamente sino de los que piensan con el balón en los pies. "Al recibir la pelota ya tenía una idea titular y dos suplentes de lo que iba a hacer con ella", destacaba al conocer la muerte del futbolista Juan Carlos Muñoz, extremo derecha de River en los años cuarenta. Con sólo 15 años y jugando en la quinta división Rossi fue el protagonista de un fichaje récord por 5.000 pesos, una locura en aquella época y en esa categoría. Cinco años después, en 1940 debutaba con la camiseta de River en primera división. Su equipo venció aquel partido y comenzó una etapa dorada.

Del fútbol argentino Rossi emigró en 1949 al colombiano Millonarios, donde coincidió con Di Stéfano. Ese equipo cruzó el Atlántico para realizar una gira por España y Di Stéfano se quedó en el Real Madrid. Rossi regresó. Aseguraba que no se había quedado en Madrid porque no había querido. De Colombia volvió a River y tras un paso de tres años por Huracán colgó las botas en 1961.

Ahí comenzó su carrera como entrenador que le llevaría, como a casi todos, por diferentes banquillos. En España dirigió al Granada en la temporada 1969-1970 y al Elche entre 1974 y 1976. Un verano austral, entrenando a River, decidió en un amistoso contra Boca dar una oportunidad a un joven llamado Daniel Passarella. Pipo acababa de dar uno de los pases de su vida al regalar a Argentina un capitán que levantaría la primera copa del mundo que ganó la albiceleste.

Rossi llevaba diez años aquejado de una enfermedad, a la que finalmente sucumbió a los 72 años. Su River no atraviesa una buena racha desde hace unas temporadas. Todos protestan y nadie es capaz de decir sin pestañear "Entonces persíguelos a todos". Eso era antes.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 25 de junio de 2007