Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Diputación invierte 1,2 millones en programas para resolver conflictos vecinales

La Diputación de Barcelona invertirá este año 1,2 millones de euros en el Programa de Mediación Ciudadana, cuyo objetivo es conseguir que personas implicadas en un conflicto sean capaces de resolverlo sin llegar a los tribunales. El Programa de Mediación se puso en marcha el año pasado con la participación de 24 ayuntamientos de la provincia de Barcelona e incorporó a 62 nuevos profesionales.

La presidenta delegada del área de Igualdad y Ciudadanía de la Diputación, Imma Moraleda, explicó ayer que el año pasado el programa recibió 914 solicitudes, de las que se intervino en 741 casos. El 38,4% de las solicitudes en las que se medió fueron resueltas satisfactoriamente, el 21,9% no llegó a un acuerdo y el 39,7% sigue abierto, dijo Moraleda. La mayoría de los casos que se atendieron consisten en problemas vecinales y el motivo de las discusiones es el ruido. Los olores, los animales domésticos, la limpieza, la higiene y las obras son otras causas que llevan a los vecinos a pelearse entre ellos.

El usuario que solicita el servicio de mediación ciudadana tiene un promedio de entre 30 y 50 años. Las solicitudes han sido presentadas por la misma cantidad de hombres que de mujeres, y los usuarios de origen extranjero representan el 26,12%.

Moraleda recordó que la mediación ciudadana "no es sólo una forma de resolver conflictos entre vecinos". "Hay que tener en cuenta que también favorece la convivencia y la cohesión", añadió.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 2 de marzo de 2007