Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Salgado critica que la Comunidad de Madrid tirara a la basura 140 cordones umbilicales

Para la ministra de Sanidad, Elena Salgado, la actuación de la Consejería de Sanidad de Madrid, que entre 2002 y 2005 tiró 140 cordones umbilicales donados por las madres es "una falta de respeto hacia las mujeres a las que se había solicitado que donen". Además, criticó que luego "no se les ha comunicado" que esas muestras no iban a servir para ayudar a otros niños ni, en caso de que los necesitaran, para los suyos propios. Estas 140 muestras fueron desechadas antes de procesarlas para saber si iban a ser útiles.

Salgado habló ayer por primera vez del asunto de los cordones tirados a la basura en el banco público del hospital 12 de Octubre de Madrid. La ministra apuntó que había otros aspectos a tener en cuenta: "Se pueden buscar otras explicaciones relacionadas con lo público y lo privado", dijo en referencia al enfrentamiento que ha mantenido con la Consejería que dirige Manuel Lamela acerca de la titularidad de los bancos que se creen para almacenar estos tejidos, que pueden usarse como fuente de células hematopoyéticas para tratar leucemias y otras enfermedades.

Lamela defendía que en el sector pudiera entrar la iniciativa privada. La disputa se zanjó con un real decreto en el que Sanidad permitió la creación de bancos privados, pero siempre que el material esté a disposición de quien lo pueda necesitar, tanto si era el donante como si no, de dentro de España como fuera. Esta solidaridad internacional se manifiesta en que de los 350 trasplantes de cordón que se han hecho en España, en 239 casos el origen era del país, y el resto, de fuera.

Según la ministra, en España hay almacenadas 21.000 unidades de cordones, en bancos públicos de Andalucía, Cataluña, Canarias, Galicia y Comunidad Valenciana, a las que se acaba de unir Asturias. Además, Aragón, Baleares y País Vasco envían sus muestras a Cataluña. Esta comunidad ha pedido ya permiso para crear bancos mixtos, en los que se recojan tanto muestras donadas altruistamente como otras de las que se sabrá quién es el donante. Algunos padres prefieren esta última opción -aunque tengan que pagar el mantenimiento- para asegurar que en un futuro, si su hijo u otro familiar lo necesita, haya una fuente de células madre sanguíneas compatible.

Con el número de cordones actualmente guardados, las reservas españolas son las segundas del mundo (en total, hay 211.000 muestras), por detrás de EE UU; y las terceras por millón de habitantes, tras Australia y Bélgica. El objetivo de Sanidad es llegar "antes de ocho años a las 60.000 muestras", dijo Salgado.

Para acabar de regular el sector, el ministerio ha preparado con las comunidades autónomas un Plan de Cordones que Salgado mostró pero no entregó en la rueda de prensa. Aun así, desgranó sus puntos principales: elaborar planes de formación e información del personal en las distintas fases de la obtención y conservación de este valioso material biológico; programas de información al público y posibles donantes; selección de donantes; metodología de recogida de muestras; y los modelos de recogidas por comunidades (las hay que lo prefieren centralizado y quienes lo quieren más disperso); sistema de acreditación de los bancos y estudio económico del proceso.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 11 de enero de 2007