Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:PILAR RUBIO | La bicicleta en la región

La proeza de ser ciclista

Sólo 3.500 madrileños usan la bicicleta. El Ayuntamiento anuncia un plan para fomentar este transporte

La bicicleta es un medio de transporte limpio, rápido, barato y sostenible. Por eso tiene un papel importante en la movilidad de muchas ciudades del mundo; pero no en Madrid. Ser ciclista en la capital es todavía una proeza. Según datos de una asociación, Pedalibre, cada día circulan por las calles 3.500 usuarios. En Barcelona son 45.000. El Ayuntamiento de Madrid asegura que ultima un Plan Director para introducir la bicicleta en la ciudad. La concejal de Urbanismo, Pilar Martínez, se compromete a construir 30 kilómetros de redes ciclistas urbanas cada año al margen del anillo verde que rodea la ciudad y que ahora tiene una distancia de 120 kilómetros.

Ser ciclista en Madrid es todavía una proeza; serlo en otros sitios, no tanto.

45.000 ciclistas se mueven en Barcelona cada día por sus calles, lo que supone el 5% de los desplazamientos que se producen en la ciudad. Hay 150 kilómetros de carriles que comenzaron a construirse hace 10 años. Para redactar la ordenanza de la bicicleta han participado 60 colectivos ciudadanos. Hay vías que discurren por las aceras y otras a modo de carriles.

En San Sebastián la rotunda apuesta del alcalde Odón Elorza por la bicicleta ha dividido a los ciudadanos. El Ayuntamiento desplegó hace 15 años planes para fomentar y facilitar el uso de la bici. Ahora hay 25 kilómetros de vías y hay planes de ampliación para los próximos tres años. Lo que se pretende en la actualidad es conectar el anillo con seis barrios alejados del centro para configurar una red de 50 kilómetros de recorrido. Este medio de transporte representa entre el 2% y el 3% de los desplazamientos en San Sebastián, donde la gente se sigue moviendo sobre todo a pie -el 48%- debido a la orografía. Los donostiarras suelen, además, utilizar este carril para caminar sobre todo en la zona más próxima al paseo de La Concha.

Córdoba fue uno de los municipios pioneros en apostar por la bicicleta en 1997. Cuenta con más de 30 kilómetros de carriles situados en el centro urbano. Además, el Ayuntamiento también dispone de un servicio municipal de préstamo gratuito de bicicletas, denominado Cyclocity. Este mismo sistema de alquiler se está utilizando en Burgos, donde se impulsa su uso; allí se llama el Biciburg.

No hay datos

En Madrid ni tan siquiera hay datos oficiales sobre el número de usuarios. Según la asociación de ciclistas Pedalibre, unas 3.500 personas se mueven sobre dos ruedas por la ciudad. Pero, la Concejalía de Urbanismo afirma que existe un plan en marcha para impulsar este modo de transporte en la ciudad. Pilar Martínez, la concejal de Urbanismo, asegura ser ella misma una habitual de la bicicleta. "La utilizo los fines de semana y en verano todo el tiempo". Para Martínez, en Madrid no existe un problema de orografía. "Ls nuevos modelos de bicis tienen hasta nueve desarrollos, con ello se supera todo".

Urbanismo está ultimando el Plan Director de la Bicicleta. "Lo vamos a presentar en los próximos días a los consejos territoriales para comenzar el debate en los barrios. Lo que pretendemos es no sólo construir anillos alrededor de la ciudad sino hacer redes ciclistas en la ciudad".

Técnicos de la concejalía han hecho un estudio para construir ocho ejes en Madrid a partir de los cuales desarrollar este plan. "Nos comprometemos a construir 30 kilómetros urbanos cada año . La idea es tener 230 kilómetros en ocho años, además de los 140 kilómetros del anillo verde que se están haciendo".

Pilar Martínez sostiene que en su concejalía "no hay proyecto de remodelación que se estudie, en el que no esté contemplada la bicicleta". "En esta ciudad queda todo por hacer", admite, "pero por ejemplo ahora que nos estamos planteando remodelar el eje Prado-Recoletos o la calle Serrano estamos contando ya con incluir carriles".

Martínez cree que es necesario hacer espacios específicos para los ciclistas, "la gente tiene miedo a circular entre los coches". El Ayuntamiento quiere hacer estas vías a costa de restar espacio a los coches, no al peatón. "Pero habrá que estudiar cada caso y buscar la opinión de los expertos y los ciudadanos".

El Ayuntamiento asegura disponer de un estudio, según el cual, hay unos 80.000 potenciales usuarios de este medio de transporte que la utilizarían en distancias medias de cinco kilómetros.

El Plan Director también contempla ideas para fomentar la construcción de aparcamientos específicos, recorridos para que los escolares las usen para ir a clase y préstamos.

Pedro Calvo, concejal de Seguridad y Movilidad del Ayuntamiento de Madrid admite las carencias que hay en la capital. "Hablamos mucho, pero de momento hacemos poco por la bicicleta". Calvo asegura, sin embargo, que "no falta voluntad política". "Desde el área de Urbanismo se están poniendo en marcha cosas concretas. No hay proyecto nuevo en la ciudad o remodelación que se acometa sin que se tenga en cuenta la posibilidad de incluir un carril bici". "A la gente le da miedo montar en bicicleta por la ciudad porque no parece seguro. Es necesario construir carriles específicos", sostiene Calvo. "En todas las reuniones que tenemos de Movilidad hablamos de cómo introducir la bicicleta en la ciudad. Una cosa es el anillo ciclista que se construye y otra considerar éste como un modo de transporte más, y eso es en lo que debemos progresar".

"La bicicleta es una de las asignaturas pendientes en la movilidad de esta ciudad", sostiene Alfonso Sanz, técnico urbanista y el creador, entre otros, del carril-bici de San Sebastián. Sanz es de los que se mueve cada día en bicicleta por Madrid. "Es necesario hacer ejes: por ejemplo, en la Castellana de norte a sur, otro en Arturo Soria hasta García Noblejas. Hay que hacer algo alrededor de la M-30 y otros trazados este-oeste. Hay que abordar este tipo de recorridos base y luego pensar en cómo éstos conectarán con los barrios", concluye. Él está participando en la redacción del Plan Director de la Bicicleta de Madrid.

Voluntad política

El portavoz socialista Óscar Iglesias cree que el fomento del uso de la bicicleta está directamente relacionado con la voluntad política de los dirigentes. "Un buen ejemplo es Barcelona, donde se abrió un programa de participación en el que estuvieron presentes hasta 60 colectivos. Todos ellos han diseñado un plan para que las bicicletas circulen por la ciudad". Y añade: "Nosotros hemos propuesto la creación de pasillos bicis desde Legazpi hasta la prolongación de la Castellana. Ésa es una medida más, pero lo que hay que hacer es un plan de movilidad que contemple la bicicleta como un medio de transporte más". El PSOE está de acuerdo con el reto del PP de construir carriles urbanos.

Inés Sabanés, portavoz de IU, también pide acción: "Estamos a años luz del resto de las ciudades. Madrid no se ha tomado en serio este tema. La bicicleta es un medio de transporte más. Hay que ponerse a trabajar ya. Y, es necesario hacerlo desde la participación como lo ha hecho Barcelona".

Préstamos en la región

El Gobierno regional acaba de lanzar un programa de ayudas para promocionar el uso de la bicicleta en la Comunidad. A través de la Consejería de Infraestructuras y Transporte, se ofrecen subvenciones por un importe total de 600.000 euros a los municipios que quieran impulsar el fomento de las dos ruedas en sus planes de movilidad.

El Ejecutivo aportará el 60% del gasto que conlleve el estudio y el 100% del dinero que sea necesario para poner en marcha un sistema de transporte de bicicletas de uso público.

"La iniciativa más concreta que proponemos es el alquiler de bicicletas", afirma Ángel Yuste, director general de Transporte de la Comunidad de Madrid. "Para ello hemos abierto una línea de subvención a los municipios de más de 50.000 habitantes que quieran promover el préstamo de bicicletas". Y añade: "La idea es que los Ayuntamientos compren con dinero de la Comunidad las bicis y las pongan a disposición de los ciudadanos que no tendrán que pagar nada por utilizarlas. Sólo se trata de un préstamo. El Ayuntamiento, eso sí, deberá de construir un aparcamiento para poder realizar estas operaciones".

Han sido dos ya los municipios que han presentado planes para implantar el uso de bicis prestadas: Getafe y Alcalá de Henares. La Consejería de Transportes está estudiando sus propuestas. "Hasta finales de 2007 tenemos presupuesto para este proyecto que es el primero de otros para fomentar el uso de la bicicleta como un modo de transporte más en la Comunidad de Madrid".

Yuste no es, sin embargo, de los más optimistas a la hora de creer que las bicicletas pueden llegar a captar muchos adeptos. "Hace falta cambiar la mentalidad de la gente En los más jóvenes es más fácil. Por eso una de las cosas que queremos hacer es implantar este sistema de préstamos para desplazarse en las universidades".

La Comunidad construye, además, una vía ciclista entre Arganda del Rey y Morata de Tajuña que duplicará la actual red con 90 nuevos kilómetros. Para ello, se destinará una inversión global de 13 millones.

La nueva vía se unirá a las ya existentes en el sureste la región para crear un circuito de casi 100 kilómetros en esta zona de la Comunidad. Transportes ya ha puesto en marcha otros dos proyectos: el tramo de Morata de Tajuña a San Martín de la Vega, con 10 kilómetros y un presupuesto de 2,6 millones de euros, y la vía que unirá Ambite a Torrejón de Ardoz, con 49,4 kilómetros y 4,8 millones de euros.

JUAN MERALLO: "Entiendo que la gente al principio tenga miedo"

Juan Merallo, de 43 años, es funcionario del Ayuntamiento de Madrid, activista de la bicicleta y uno de los responsables de la Asociación Pedalibre, que sólo en Madrid agrupa a 500 socios. "Yo siempre me desplazo en mi bici. Lo hago desde 1991. Calculo que al año hago unos 7.500 kilómetros. Antes era de los que no dejaba el coche para nada, hasta que un día me cansé".

"Entiendo que la gente al principio pueda tener miedo a salir en la ciudad, pero la bicicleta es segura". Y añade: "No tengo colesterol y mi corazón está fuerte. Además de usar un transporte que no contamina, hago ejercicio".

Juan no ha tenido nunca un accidente. "No voy por el carril bus, lo hago entre los coches. Es necesario que la gente aprenda a circular de una manera especial, eso se resuelve con cursos específicos".

CARLOS FERNÁNDEZ: "Los problemas los he tenido con los peatones"

"Cada día hago al menos diez kilómetros: cinco desde casa a la facultad y otros tantos de vuelta", cuenta Carlos Fernández, que hace el doctorado en Matemáticas en la Complutense y vive en la plaza Vázquez de Mella. "Si puedo también uso la bicicleta para otras cosas, aunque al cine, por ejemplo, ya no la llevo porque me han robado cuatro este año".

Carlos está firmemente convencido de que la bicicleta es un buen modo de transporte pero que debe perfeccionarse. "Es peligroso circular entre los coches. Yo voy por calles pequeñas y si circulo por las grandes lo hago por el carril bus, me siento más protegido aunque las situaciones de más peligro las he vivido con los peatones". Y pone un ejemplo: "El otro día estuve a punto de tener un accidente porque un señor se puso a parar el tráfico con un bastón y no me vio".

PILAR RUBIO: "Tardo lo mismo haya o no tráfico"

"Desde la Plaza del Marqués de Vadillo a Canal son 35 minutos, es matemático, haya tráfico o no", explica Pilar Rubio, de 36 años. A las siete y veinticinco de la mañana sale de su casa y a las ocho está en su puesto de administrativa en la UNED. A la vuelta, tarda algo menos. "Es cuesta abajo", dice sonriendo.

Asegura que no es peligroso usar la bici por Madrid, "ir en coche tiene más riesgo", pero cree que en Madrid no se hace mucho por la gente que se mueve en bici: "Estamos muy lejos de otras ciudades europeas. Aquí no se fomenta la cultura de la bicicleta, casi no hay aparcabicis y hay poco respeto y concienciación sobre un medio de transporte ecológico". Incluso con frío, va en bici. Unos guantes, abrigo y carretera. Eso sí, si llueve mucho "mejor en metro".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 7 de enero de 2007

Más información