Las direcciones de Esquerra Unida y el Bloc dan luz verde al pacto

El acuerdo que el martes alcanzaron Esquerra Unida del País Valencià y el Bloc Nacionalista Valencià para firmar un pacto electoral -que cerraba un largo proceso negociador iniciado a principios del pasado verano- fue ratificado ayer por las direcciones de ambos partidos. La Permanent de EU aprobó la propuesta presentada por sus representantes en la comisión negociadora del pacto y otro tanto hicieron sus homónimos del Bloc en la ejecutiva nacional de los nacionalistas.

La Permanent de EU acordó trasladar al Consell Nacional -que se reúne este sábado- el que considera el acuerdo "posible ahora mismo" para cerrar una coalición con la izquierda plural. La Permanent, que valoró "muy positivamente" el trabajo de los representantes de EU en la comisión negociadora del pacto, analizó el documento programático y el protocolo electoral, a los que hizo una serie de aportaciones de diversa índole para ser debatidas con las demás fuerzas políticas implicadas.

La dirección de EU también analizó la composición de las listas, que quedarán definidas en la reunión convocada para hoy, en la que participarán representantes de todos los partidos implicados en el pacto. La Permanent llevará al Consell Nacional el que considera "el único acuerdo posible ahora mismo" para poder cerrar una coalición de cara a las próximas elecciones. El Consell Nacional debe aprobar los términos del acuerdo y, en su caso, convocar el referéndum entre los afiliados que tendrá que ratificar definitivamente la coalición. Además, la Permanent de EU propuso que el órgano de coordinación de la coalición con las demás fuerzas políticas vele para evitar "contradicciones programáticas o de cualquier tipo que se puedan producir" desde la firma del acuerdo y antes y de las elecciones.

Cesiones

Mientras, la ejecutiva nacional del Bloc aprobó por unanimidad la propuesta de pacto electoral con EU cerrada el martes, que presentaron sus representantes en la comisión negociadora. También en este caso, la decisión debe ser ratificada por el Consell Nacional, convocado en principio para el próximo 16 de diciembre. Eso sí, los nacionalistas dejaron constancia de que al final han cedido en sus pretensiones. "Nos tocaban cuatro de los 10 diputados y la cabecera de Castellón", señaló un portavoz. Finalmente, el reparto ha quedado como estaba previsto: siempre partiendo de la hipótesis de conseguir diez escaños, EU obtendría seis, por tres del Bloc y uno para Els Verds.

Respecto a estos últimos, queda por definir cuál de las dos formaciones verdes se llevará el gato al agua: Els Verds del País Valencià o Els Verds-Esquerra Verda. La cuestión será dirimida en una reunión a cinco bandas que se celebra esta mañana en la sede de EU en Valencia, aunque todo apunta que serán los primeros.

* Este artículo apareció en la edición impresa del miércoles, 29 de noviembre de 2006.

Se adhiere a los criterios de
Lo más visto en...Top 50