Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
EL PSC SUFRE EL MAYOR CASTIGO Y SE QUEDA A 11 DIPUTADOS DE CONVERGÈNCIA

Mas gana en Cataluña sin fuerza suficiente para impedir otro tripartito

CiU sube dos escaños y supera en votos a los socialistas - Montilla propone un Gobierno "catalanista y de progreso" - Ciutadans entra en el Parlament

Convergència i Unió logró ayer más votos y más escaños que los socialistas, pero Cataluña afronta su futuro político con la misma incertidumbre que hace tres años. Las elecciones dejaron a CiU, con el 99% del voto escrutado, como la fuerza con más diputados (48). El PSC (37) sufrió el mayor castigo: perdió más de cuatro puntos en porcentaje de voto y cedió cinco escaños. Los resultados permiten varias alianzas. Mas apostó por un Gobierno "fuerte para desplegar el Estatuto". El socialista José Montilla propuso uno "catalanista y de progreso". Iniciativa se inclinó por reeditar el tripartito. En el PSOE también se ve con buenos ojos una alianza con CiU.

MÁS INFORMACIÓN

Mas se ofreció para hablar de "políticas de progreso", sin hacer discursos "ni de derechas ni de izquierdas". Una coalición de partidos nacionalistas (CiU y ERC) también lograría un escaño más de los 68 que dan la mayoría absoluta.

De los tres partidos que formaron el último Gobierno catalán, dos caen, PSC y Esquerra. Los socialistas retroceden principalmente en los feudos de Barcelona y Lleida. El PP bajó un punto en porcentaje de voto y un escaño (de 15 a 14), mientras que Iniciativa sube dos puntos y tres escaños. La nueva fuerza política Ciutadans-Partit de la Ciutadanía, con su programa opuesto a las tesis nacionalistas, superó la barrera del 3% de votos y colocará a tres diputados de Barcelona en el Parlamento catalán.

La jornada tuvo una participación que no superó el 57%, la segunda más baja en los siete comicios celebrados hasta ayer en Cataluña.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 2 de noviembre de 2006