Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Una plaga de lesiones

El Atlético sumó ayer dos nuevos jugadores lesionados: Mista y Perea, que se unen a las bajas de Gabi, Maxi Rodríguez y Petrov, éstos dos últimos intervenidos quirúrgicamente la pasada semana y que necesitarán unos seis meses para recuperarse y regresar a los terrenos de juego. El vicepresidente del conjunto madrileño, Lázaro Albarracín, al final del encuentro, se mostró confiado en que esta mala racha se rompa y que los últimos jugadores en caer permanezcan el menos tiempo posible de baja. Mista sufre una rotura fibrilar del adductor en el muslo izquierdo y será sometido a las necesarias pruebas para conocer el alcance de su lesión, mientras el colombiano Perea recibió un golpe en la cabeza que aconsejó su sustitución.

Javier Aguirre, entrenador del Atlético, por su parte, se mostró satisfecho por la labor llevada a cabo por su equipo. "Me gustó el partido. Tanto mi equipo como el Deportivo brindaron un buen encuentro, sin reserva alguna. Habrá que felicitar a ambos conjuntos porque nos ofrecieron espectáculo". Al centrarse en sus hombres, el técnico mexicano aseguró que es optimista por naturaleza y que confía en su equipo, pese a la derrota con la que regresa a Madrid. "Hemos hecho un buen trabajo frente a un duro rival como es el Deportivo", añadió Aguirre.

Joaquín Caparrós, entrenador del Deportivo, por otro lado, aseguró: "Hemos dado un paso más. Estamos creciendo en autoconfianza y autoestima. Hemos tenido fortuna en una jugada a balón parado, pero éstas hay que trabajarlas. Invertimos mucho tiempo en estas acciones. A veces, perdemos el partido con más ocasiones y éste estaba para que el que metía el primero tenía mucho que ganar", recalcó.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 22 de octubre de 2006