Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La conversión de contratos temporales a fijos se triplica

En julio y agosto se crearon 250.000 empleos estables, un 55% más

En los dos meses que la reforma laboral lleva en vigor, se han convertido 124.259 contratos laborales temporales en fijos. Esto significa que se ha multiplicado por tres la cifra del mismo periodo del año pasado. En total, se crearon 253.637 empleos indefinidos, un 55% más, según el ministro de Trabajo, Jesús Caldera. Las empresas tienen hasta el 31 de diciembre para pedir bonificaciones en las conversiones que realicen.

Tras los buenos resultados logrados por la economía española en crecimiento e inflación -los precios se moderaron dos décimas en agosto, aunque la tasa sigue siendo de las más altas de la UE-, ahora le llega el turno al empleo. España es el país con mayor temporalidad de Europa, con cerca de un tercio de contratos precarios, pero la situación ha mejorado.

En los dos meses que lleva en vigor la reforma laboral pactada entre la patronal, Gobierno y sindicatos, el número de trabajadores que han pasado de ser temporales a fijos casi se ha triplicado con respecto al año pasado. En total ha habido 124.259 conversiones a contrato indefinido, según los datos presentados ayer por Jesús Caldera, ministro de Trabajo y Asuntos Sociales, en una conferencia de prensa. En total se han creado 253.637 empleos indefinidos, un 55% más.

Según Caldera, la mayoría de los contratos indefinidos registrados se han visto beneficiados por el plan de incentivos que incluye la reforma laboral. Destacan las conversiones realizadas aprovechando la medida que permite cobrar una bonificación de 800 euros anuales durante tres años a las empresas que pasen a sus trabajadores de temporales a fijos.La ayuda sólo podrá cobrarse en un plazo que termina el 31 de diciembre. Jesús Caldera calificó los datos de "muy satisfactorios" y dijo que se espera que a finales de año sean 800.000 el total de contratos fijos creados desde la reforma.

Datos propagandísticos

Pero la presentación de los datos por Caldera no gustó a los sindicatos, que la consideran precipitada y propagandística. El secretario de Acción Sindical de UGT, Toni Ferrer, reprochó al ministro de Trabajo que haga uso de los resultados que provoca la reforma laboral sin hacer partícipe de los mismos a patronal y sindicatos, que firmaron dicho acuerdo. En declaraciones a Servimedia, Toni Ferrer explicó que existía el compromiso de no hacer balances hasta el mes de septiembre, para esperar a tener datos más significativos. Además, en ese mes está prevista la primera reunión de la comisión de seguimiento del acuerdo.

En todo caso, Ferrer admitió que "los datos no son malos", aunque hay que considerar "el volumen tan grande" de temporalidad existente en España. "Los datos son positivos y marcan una mejoría de la tendencia", afirmó.

El secretario de Acción Sindical de CC OO, Ignacio Fernández Toxo, también reprochó a Caldera, el uso "propagandístico" de los efectos de la reforma laboral. Fernández Toxo dijo que "sería muy importante" que estos datos se analizaran conjuntamente, se compartieran y se expusieran por todos los firmantes del pacto, no sólo por una parte.

Sobre los datos expuestos por Caldera Fernández Toxo apunto que "estamos en el principio" del periodo en el que se pueden hacer cambios con la bonificación de 800 euros anuales y que con el paso de los meses y el mayor conocimiento de la reforma por parte de las empresas, sobre todo las pymes, probablemente se incremente la contratación indefinida.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 1 de septiembre de 2006