Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Marín ordena retirar del Diario de Sesiones expresiones contra Montilla

La diputada del PP Dolors Nadal le acusó de embolsarse 1.000 millones

El presidente del Congreso, Manuel Marín, anunció ayer que ordenará retirar del Diario de Sesiones de la Cámara unas expresiones de la diputada del PP Dolors Nadal dirigidas al ministro de Industria, José Montilla, al que acusó de "embolsarse mil millones" de pesetas y de "orquestar a los matones" que provocaron incidentes y atacaron a miembros del PP durante la campaña del referéndum del Estatuto catalán.

Marín tomó esta decisión en el uso de sus facultades reglamentarias y después de que la diputada se negase a hacerlo voluntariamente.

Durante la sesión de control, Montilla respondió a cuatro preguntas de otros tantos diputados del PP: Ángel Acebes, Eduardo Zaplana, Jorge Fernández Díaz y Dolors Nadal, todas ellas referidas a la supuesta responsabilidad del ministro en los incidentes que el PP ha soportado durante la campaña del referéndum catalán.

Desde el principio el tono fue extraordinariamente duro. Acebes, secretario general del PP, le dijo que "no da la talla como ministro, ni como candidato a la presidencia del Gobierno de la Generalitat, ni siquiera como demócrata".

Zaplana, portavoz del Grupo Popular, acusó a Montilla de incitar "al rencor y al enfrentamiento", y Jorge Fernández, diputado del PP por Barcelona, llegó a mencionar unas expresiones de Montilla, cuando era alcalde de Cornellà (Barcelona), supuestamente machistas. Pero lo más duro llegó con la intervención de la diputada Nadal, que situó a Montilla como responsable de los ataques sufridos por miembros de su partido y le acusó de "orquestar a los matones". Le dijo que debía pedir perdón o marcharse "con sus compañeros los matones". Montilla recordó que había condenado cualquier tipo de violencia y acusó al PP de "mentir y tergiversar".

Al acabar el turno de preguntas al Gobierno, el portavoz socialista, Diego López Garrido, pidió la palabra y solicitó a Nadal que, voluntariamente, retirase las expresiones referidas a los mil millones y a los matones, por considerarlas intolerables y atentatorias contra la honorabilidad del ministro.

Marín pidió a Nadal si aceptaba retirar esas palabras. La diputada inició una explicación que sonaba a réplica. Marín intentó cortar su intervención y le advirtió de que sólo podía aceptar o rechazar la petición que se le hacía. Tras varios forcejeos dialécticos, la diputada intervino y aseguró que no sólo no retiraba sus palabras, sino que pedía las actas de otras intervenciones suyas anteriores en las que hizo referencia a la condonación de un préstamo de mil millones de pesetas por parte de La Caixa al Partido Socialista de Cataluña (PSC), del que Montilla es secretario general.

Marín cortó entonces la intervención de Nadal y anunció que en uso de las facultades que le concede el Reglamento, y al entender que las expresiones mencionadas excedían lo tolerable en un debate parlamentario, pedirá a los servicios taquigráficos que las retiren del Diario de Sesiones.

Entonces pidió la palabra Zaplana para una cuestión de orden. Tras otro forcejeo con Marín y en medio de gritos y abucheos de los pocos diputados del PP que ocupaban sus escaños a esa hora -las diez y media de la noche- acusó al presidente de parcialidad y de haber permitido durante la sesión de control que los diputados del PSOE perturbasen el debate sin que les amonestase como había hecho con los de su grupo. Marín zanjó la cuestión retirándole la palabra y dando paso a la primera interpelación de la noche.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 22 de junio de 2006