Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La policía se incauta de 3.000 kilos de cocaína en un yate en alta mar

La tripulación del barco, con bandera de EE UU, la formaban tres búlgaros y un turco

Agentes del Cuerpo Nacional de Policía, en colaboración con el Servicio de Vigilancia Aduanera, localizaron ayer 3.000 kilogramos de cocaína en una embarcación deportiva de unos 25 metros de eslora que navegaba en aguas internacionales del Atlántico a unas 360 millas de Cádiz. El velero, que portaba bandera de Estados Unidos, podría tener como puerto base Amsterdam (Holanda), según informó la policía.

El patrullero Petrel del Servicio de Vigilancia Aduanera abordó el yate Ocean Wind, siguiendo la información facilitada por la policía. Durante la inspección de la embarcación, tripulada por tres ciudadanos búlgaros y uno turco, se encontraron en su interior 100 fardos con las características habituales de los elaborados para el transporte de cocaína, que pesaban 3.000 kilogramos. Entonces se procedió a detener a la tripulación.

Las investigaciones iniciadas por la Brigada Central de Estupefacientes de la Udyco, tuteladas por la Fiscalía Especial Antidroga y el juzgado Central de Instrucción número 1 de la Audiencia Nacional, desvelaron la existencia en España de un grupo organizado cuyos componentes son, en su mayor parte, originarios de países del este de Europa. En los últimos meses, ese grupo se dedicaba a la introducción de cocaína por mar en embarcaciones de recreo. Aprovechaban los numerosos puertos deportivos de la costa mediterránea y una vez que la cocaína era desembarcada, se distribuía por resto de Europa.

La Armada Francesa interceptó y abordó otro velero, el Ocean Breeze, de bandera holandesa, el pasado 2 de mayo en aguas del Caribe. La tripulación estaba compuesta también por tres búlgaros y un turco que hacía de capitán, como en el Ocean Wind. Antes del abordaje, los tripulantes incendiaron el barco. Los agentes recuperaron 57 kilos de coca que arrojaron al mar, hundida la embarcación. Este velero salió de un puerto español a principios de febrero.

Las dos operaciones podrían estar dirigidas por una misma organización establecida en Europa, según fuentes policiales. España ha iniciado contactos con las Francia para intercambiar información para identificar a los responsables de ambas operaciones.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 5 de junio de 2006