Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Emilio Manzano afirma que la Feria de Francfort "no será la primera prioridad del Ramon Llull"

La agente literaria Anna Soler-Pont será la comisaria del evento que se celebrará en 2007

El patronato del Institut Ramon Llull, constituido ayer, ratificó como nuevo director de la entidad al periodista Emilio Manzano, propuesto hace pocos días por el consejo de dirección. En su primera comparecencia ante los medios, Manzano destacó que la Feria de Francofrt de 2007, que tendrá como invitada de honor a la cultura catalana, "no será la primera prioridad del Llull". El consejero de Cultura de la Generalitat, Ferran Mascarell, anunció en el mismo acto que la agente literaria Anna Soler-Pont sería la comisaria para el gran evento que se celebrará en 2007.

La zozobra en que ha vivido en los últimos meses el Institut Ramon Llull (IRL), encargado de la difusión y promoción de la cultura catalana, motivada por el duro enfrentamiento entre la anterior consejera de Cultura, Caterina Mieras, y Xavier Folch, director del centro hasta su sonada dimisión a finales de febrero pasado, parece haber concluido. Ayer, en la sede del Departamento de Cultura, se procedió a constituir el patronato de la entidad, que ratificó al periodista Emilio Manzano (Palma de Mallorca, 1964) como nuevo director.

Presidido por Pasqual Maragall y con dos vicepresidencias, ocupadas respectivamente por el consejero de Cultura y el de Universidades, Manel Balcells -presente también en la rueda de prensa de ayer-, el patronato integra a representantes de instituciones, como Salvador Giner (Institut d'Estudis Catalans), Herman Bonnin (Federació de Professionals de les Arts Escèniques), Lluïsa Julià (Associació d'Escriptors en Llengua Catalana y PEN Català), Josep Maria Busquets (Consell Català de la Música) y Josep Úbeda (Associació d'Editors en Llengua Catalana) y a personalidades del sector como el actor Josep Maria Pou, la cineasta Rosa Vergés, la crítica literaria Dolors Oller, el artista Frederic Amat, el diseñador Juli Capella, el promotor musical Ricard Robles y la comisaria de arte Glòria Picazo.

En su primera intervención pública como nuevo director,Manzano señaló que, aun siendo la de Francfort "una cita importante", el IRL debe mirar "más allá". Agradeció a su predecesor el "traspaso impecable y caballeroso" de poderes y se declaró dispuesto a colaborar con el Instituto Cervantes: "Disponemos de 150 sedes por todo el mundo para enseñar catalán", declaró admirado.

Mascarell, que también destacó la "extrema generosidad" de Folch, destacó que ahora se trataba de construir "un proyecto a medio plazo, a cinco años vista" para el IRL. La pluralidad del nuevo patronato demuestra, en opinión del consejero, la voluntad de "apertura de juego en la proyección de la cultura catalana". El mayor protagonismo que se quiere conceder a la institución queda reflejado según él en las cifras del presupuesto. Si en 2003 le correspondieron 4.427.000 euros, en el presupuesto estimado de 2006 esa cifra supera de largo los 10 millones. "Hemos multiplicado el presupuesto por 2,5", remachó el consejero. Sobre la incorporación a la institución de los gobiernos balear, valenciano y andorrano, Mascarell aseguró que lo intentaría. "El consejero de Cultura balear [Francisco Jesús Fiol] me llamó para felicitarme y me pidió formalmente que habláramos de ello", reveló.

Respecto a la Feria de Francfort, Mascarell señaló que 15 meses eran suficientes para preparar el desembarco cultural e informó de la creación de una "comisión de contenidos" que tendrá al frente a la agente literaria Anna Soler-Pont y en la que, aparte de Manzano, estarán los diferentes directores de área del IRL (Borja Sitjà, Carles Torner, Maria Àngels Prats) y algún representante de otras instituciones, como la de las Lletres Catalanes. Preguntado sobre si no se incurría en alguna incompatibilidad por el hecho de que Soler-Pont fuera en su actividad privada representante de escritores, Mascarell aclaró que la agente, "conocedora profunda de Francfort", dejaría de ejercer tal actividad y que los servicios jurídicos del departamento velarían en todo momento por la legalidad.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 6 de mayo de 2006