Reportaje:

El legado de Rodríguez de la Fuente

La exposición 'Félix, 25 años de conciencia ecológica' recuerda la figura del naturalista y revisa la situación del medio ambiente

Un accidente de avioneta cuando rodaba en Alaska una épica carrera de trineos tirados por perros acabó con la vida del naturalista Félix Rodríguez de la Fuente el 14 de marzo de 1980, el día que cumplía 52 años. Dejaba entonces una intensa obra audiovisual y escrita dedicada a la divulgación medioambiental y a la protección de la naturaleza, y un testimonio de respeto por la vida en el planeta Tierra. La exposición Félix, 25 años de conciencia ecológica (Sala de exposiciones del BBVA San Nicolás. Hasta el 2 de julio) recuerda ahora la figura de Rodríguez de la Fuente y su legado.

La exposición, organizada por Odile Rodríguez de la Fuente, la hija del naturalista, y Dionisio Romero, comienza enfocando el interés sobre la vida del personaje desaparecido. El despliegue de medios audiovisuales permite escuchar su inconfundible voz y ver las mejores secuencias de la popular serie televisiva El hombre y la Tierra. La exposición no sólo habla de Rodríguez de la Fuente, sino que quiere mostrar "la curiosidad, la preocupación y el orgullo por lo que se ha hecho en medio ambiente" en los últimos 25 años, según Odile Rodríguez de la Fuente. Un atractivo y cuidado montaje expositivo permite descubrir, además, la evolución en la preocupación sobre la ecología en este cuarto de siglo, la salud del medio ambiente en España o los difíciles equilibrios entre los océanos, la atmósfera y el clima. Y también el valor ecológico de los suelos, caminando sobre una superfie de cristal que permite ver la diferencia entre la tierra fértil y la castigada por la erosión.

La muestra permite escuchar programas de radio y revisar escenas de la serie 'El hombre y la Tierra'

Los bosques ocupan la sala central de la muestra. En una instalación de troncos secos se ofrece información sobre la riqueza de los bosques, la variedad de especies existentes en la península ibérica o su aprovechamiento medicinal. La cara más positiva de la exposición se encuentra en la sala dedicada a mostrar el crecimiento de los espacios naturales protegidos: España cuenta con más de un millar de espacios regulados, que cubren cerca del 10% del territorio, frente a los 30 que existían en 1980. El contrapunto se encuentra en la sala que cierra el recorrido: está protagonizada por las especies animales extinguidas.

Los niños de hoy en día no saben quién fue Rodríguez de la Fuente, pero la exposición quiere acercar a los escolares al mesaje de amor y respeto a la naturaleza de un divulgador que llegó a ser uno de los personajes más populares de la televisión cuando sus padres tenían su edad. Los organizadores de la muestra quieren facilitar las visitas de los escolares con una guías, especialmente diseñadas por un equipo de pedagogos, con forma de "cuaderno de campo" en el que se les invita a descubrir el mundo natural que les rodea. El carácter audiovisual del montaje se refuerza con la página web www.felix25.com, en la que se recoge la información y el material gráfico de la exposición y se ofrece la posibilidad de realizar un recorrido virtual por la muestra.

Por otra parte, la Fundación BBVA está realizando una encuesta para conocer la opinión de la sociedad española sobre el medio ambiente. Las impresiones obtenidas arrojan unas impresiones optimistas. Según los datos adelantados ayer, siete de cada diez españoles creen que el deterioro mediambiental es "reversible" si se cuenta con los medios necesarios. Más de la mitad de los encuestados han respondido que su valoración sobre la situación del medio ambiente es positiva.

A la espera del análisis de los datos recabados en toda España, la encuesta revela que, ante el choque del urbanismo con los valores de la naturaleza, más del 48% de los españoles apoyan que sea prioritaria la defensa de los espacios protegidos por su valor mediambiental. Casi uno de cada dos encuestados defiende el equilibrio de intereses entre el cemento y la naturaleza y tan sólo el 3,6% daría prioridad al desarrollo de la urbanización frente a la protección de un espacio con valor mediambiental.

* Este artículo apareció en la edición impresa del sábado, 29 de abril de 2006.

Lo más visto en...

Top 50