Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Jesús Hermida recibe de la Academia de la Televisión el premio a su trayectoria

Por primera vez en ocho años, la ceremonia no fue retransmitida por ninguna cadena

El periodista Jesús Hermida recibió ayer el premio Toda una Vida con el que la Academia de las Ciencias y las Artes de la Televisión (ATV) reconoce la trayectoria de los profesionales del medio. Todas las cadenas generalistas obtuvieron premios, especialmente TVE, que consiguió siete (tres de ellos por Cuéntame cómo pasó). Tele 5 recibió cuatro; Antena 3, sumó tres y Cuatro, en su primer año de vida, vio reconocido el trabajo de Eva Hache. Telemadrid venció en las categorías autonómicas. Paradójicamente, las cámaras estuvieron ausentes de la fiesta de la televisión.

Por primera vez desde su fundación, hace ocho años, la gala de entrega no fue retransmitida por ninguna cadena. TVE, encargada de cubrir el acto en 2005, declinó en julio pasado esta posibilidad por "discrepancias" con los organizadores y por la baja audiencia que cosechó el evento. Los derechos de emisión de la gala representaban el 45% de los ingresos anuales de la ATV.

La Escuela de Cine ECAM, en la madrileña Ciudad de la Imagen, fue el escenario de una ceremonia que careció del glamour de otras ediciones. La cadena más galardonada fue TVE, con siete estatuillas (bautizadas como Victorias). Cuéntame como pasó sumó tres (mejor dirección, realización y producción) y fue la serie más premiada, seguida de la telecomedia de Tele 5 Cámera café, con dos Victorias (mejor programa de entretenimiento y guión).

Matías Prats (Antena 3) obtuvo el premio al mejor comunicador de informativos, que fue recogido por Lorenzo Milá. "Desde que dejé La 2, o recojo los premios de Matías o no pillo nada", dijo con humor el presentador del Telediario-2 (TVE). En la categoría femenina, ganó su compañera del Telediario-1 Ana Blanco.

En el terreno del entretenimiento, se impuso Andreu Buenafuente (Antena 3), que hizo un llamamiento a "la calidad contra la tiranía mercantilista de las cadenas". Eva Hache, que recogió el galardón a la mejor comunicadora de entretenimiento por el informativo satírico Noche Hache (Cuatro), expresó su emoción al recibir "el primer premio como presentadora". Tele 5 sumó en su casillero el premio de 7 vidas a la mejor serie y el de Paco León (Aída) como mejor actor. La ATV reconoció el trabajo de Mariví Bilbao en Aquí no hay quien viva (Antena 3).

Un año más, Al filo se imposible se impuso en la categoría de programas documentales, que su director, Sebastián Álvaro, dedicó "a los que se han quedado en el camino" y a su madre. Telemadrid acaparó los tres premios en las categoría del programas autonómicos: dos para el informativo Madrid directo y uno para el concurso Cifras y letras.

Precursor de las mañanas

El gran protagonista de la noche fue Jesús Hermida, que recibió el premio Toda Una Vida de manos de María Teresa Campos, quien atribuyó al periodista "el invento" de las mañanas televisivas. El nombre de Hermida había circulado desde hace varios años, pero fue en diciembre pasado cuando el Consejo de la Academia acordó concederle este galardón. "Es un acto de agradecimiento a los compañeros de la Academia", dijo Hermida pocas horas antes de la ceremonia, mientras confesaba: "Nunca me han gustado los premios, no forman parte de mi película. La expresión 'retirarse' no existe para un periodista".

Nacido en Huelva en 1937, Hermida reivindicó en declaraciones a este periódico su faceta como periodista de prensa (Informaciones, Pueblo, EL PAÍS), aunque fue la televisión el medio que le proporcionó una extraordinaria popularidad. De sus años como corresponsal de TVE en Nueva York recordó con especial emoción la retransmisión de la llegada del hombre a la Luna en 1969. "Cuando terminó la retransmisión salí de la sede de la NASA en Tejas y tumbado en el césped miré a la Luna y pensé: allí hay dos tíos y yo lo he contado". Aquella histórica narración mereció un comentario en The New York Times.

Otro de sus momentos profesionales más apasionantes fue el entierro de Kennedy. "Lo recuerdo extraordinariamente bien, y lo más impactante fue ver a miles de personas entonando cánticos por la calle".

Después de 10 años en Estados Unidos, volvió a España. Fue un retorno "difícil". "Había renunciado a todo lo que tenía en Estados Unidos y en México. Vine porque quise. Había llegado la democracia a España. Traje bajo el brazo cinco proyectos. Los directivos de TVE los tiraron a la papelera. Dijeron que esto no era Estados Unidos". Era 1978, y tras dos años en dique seco recibió el encargo de conducir una franja compleja: la sobremesa. Así nació De cerca. "Es uno de los mejores programas que he hecho", afirma. Después llegaron Crónica 3, Su turno o Por la mañana.

A principios de los noventa se incorporó a Antena 3, donde cultivó el debate en programas como La noche de Hermida o Sin límites, este último de la mano de Mercedes Milá. En 2002 fue nombrado director de la cadena privada. Abandonó la empresa un año después.

Jesús Hermida, que contribuyó decisivamente a la fundación de la ATV, afirmó que todas las instituciones tienen sus crisis y éstas deben servir "no para lamentarse, sino para tirar hacia adelante, para que la gente entre en la Academia como ríos".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 29 de abril de 2006