Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Penyagolosa, declarado parque natural

El macizo del Penyagolosa fue declarado ayer parque natural por el Consell, que al mismo tiempo dio luz verde al Plan de Ordenación de los Recursos Naturales (PORN) de este nuevo espacio protegido. Lo anunció el consejero de Territorio y Vivienda, Rafael Blasco, tras el pleno del Ejecutivo. La declaración afecta a un área de 26.491 hectáreas, dividida en dos zonas. Por una parte, la cima del Penyagolosa, la de mayor valor medioambiental, de 1.094,45 hectáreas, que afecta a tres términos municipales -Xodos, Vistabella del Maestrat y Villahermosa del Río- y que es la única que verdaderamente queda protegida. Y por otra, una enorme zona de influencia, que abarca las 25.379 hectáreas restantes y que incluye tres subzonas: la de protección ecológica, la de protección paisajística y las edificadas.

Blasco aseguró que el PORN, además de asegurar la protección del emblemático Penyagolosa, permitirá las actividades y usos tradicionales en los munipios de Castillo de Villamalefa y Llucena, incluidos dentro de su ámbito de aplicación. Al reducir el ámbito del parque natural a las poco más de 1.000 hectáreas de la cima del Penyagolosa, estos dos Ayuntamientos quedan fuera de la junta rectora del parque natural. En Llucena gobierna el PSPV, como en el cercano Benafigos, que ni siquiera ha sido incluido en el área de influencia del parque.

La variada vegetación, la rica fauna, la presencia de grandes aves rapaces diurnas y nocturnas, como el águila real y el águila perdicera, además del gato y la cabra montés, y la mayor población valenciana del murciélago troglodita, ya justificaron la consideración del macizo del Penyagolosa como lugar de interés comunitario (LIC) y zona de especial protección para las aves (ZEPA).

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 8 de abril de 2006