Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:REPORTAJE

Cómo desembarazarse de un regalo

Y qué hago yo con este horror de regalo?", se preguntó Pedro Amatria cuando recibió unas caras gafas de sol doradas como regalo de Navidad. Evidentemente su abuelo había estado mal asesorado. ¿Cambiarlo? Imposible. No había recibo y pedírselo a su abuelo hubiera supuesto un disgusto. La respuesta la encontró en Internet: el resultado de una encuesta realizada por la casa de subastas online Ebay revelaba que un 10% de los estadounidenses revendían en Internet los regalos de Navidad no deseados. "Jamás me las iba a poner, así que mejor las revendo y con ese dinero me compro algo que vaya a usar más y me siga recordando a mi abuelo. Gafas como las mías las subastan por 40 euros. A ese precio prefiero comprarme en la Red la trilogía de Regreso al futuro".

La estrella de la reventa 'online' ha sido la consola PSP. Mientras que en las tiendas cuesta como mínimo 250 euros, en Ebay se puede conseguir por 200

Una encuesta revela que quienes menos aciertan en los regalos son los tíos o familiares lejanos y que un 37% de los beneficiarios lo da o regala a otras personas

Al igual que Pedro, cerca de 50.000 españoles se han apuntado ya estas navidades a la última moda de EE UU: revender los regalos inútiles o repetidos a golpe de clic, en la Red. Aunque el año pasado el 12% de los obsequios fue cambiado en el comercio tradicional, un 60% quedaron guardados en armarios y trasteros. Sin embargo, cada vez se está poniendo más de moda el uso de Internet para deshacerse de estos objetos tan menospreciados.

Jordi, un barcelonés de 20 años, acaba de subastar un jersey que le han regalado por estas fechas. "Era una sudadera de rapero, pero de marca. Me quedaba grande y no era mi estilo. La compraron unos familiares en otra ciudad y no la podía cambiar. La guardé ese mismo día en el cajón y a mi hermano se le ocurrió que la subastara". Aunque en una tienda convencional cuesta 52 euros, la sacó a la venta por 27. Seis pujas después la vendió por 33. En su casa no sentó demasiado bien: "Les pareció un poco feo, pero al final entendieron que no siempre se acierta".

En España las opciones son limitadas. El espacio más popular y que más garantías ofrece para subastar o vender en la Red es: www.Ebay.es. En Navidad, desde el 21 de diciembre hasta ayer, se habrán vendido 360.000 artículos, un 15% de ellos regalos no deseados, según explica David Gracia, responsable de desarrollo de negocio en Ebay. Respecto al año pasado se ha doblado la cifra de españoles que eligen esta opción. Al llegar las fechas navideñas aumenta un 20% el número de regalos a subasta. Las fechas en las que mayor afluencia de oferta y compra de regalos son desde el 26 y hasta después de Reyes porque la gente prefiere esperar para comprar los regalos más baratos. "En esa lluvia de artículos aparece en la descripción que se trata de regalos de empresa, y vemos cómo cada año va creciendo más", explica María Calvo, directora de Ebay en España.

Los motivos que pueden llevar a alguien a revender sus regalos de Navidad son casi siempre los mismos: o son regalos que no pueden ser cambiados en la tienda, o los tienen repetidos, o son de compromiso o de empresa a veces inútiles para quien los recibe. Hace un par de años los trabajadores de una compañía de coches recibieron como regalo una cámara digital. A la semana, Ebay tenía más de 20 ofertas de venta del mismo modelo de cámara. Estas navidades en este mismo espacio se pueden encontrar hasta 75 pujas por el mismo modelo de teléfono móvil multimedia. De ellos, la mitad proceden de trabajadores de la misma empresa que se los regaló como aguinaldo.

También son objeto de subasta los obsequios de instituciones a profesionales. Un organismo público ha regalado a los periodistas que informan sobre él, un bluetooth -aparato que permite hablar por el móvil con un manos libres sin cable-. Sin embargo, para usarlo es necesario un móvil compatible, que hoy no está tan popularizado. El comentario generalizado era re-regalarlo o no desembalarlo para subastarlo en Internet.

Para Enrique Dans, profesor de sistemas de información del Instituto de Empresa, las ventajas son muchas: "En un artículo sin desembalar o descatalogado, comprándolo en Internet te puedes ahorrar el 20% o 30%. Además ofrece anonimato y garantía en la transacción. Supone introducir liquidez en un mercado que antes no lo tenía y los españoles cada vez más confían en este sistema. Lo que no es normal es que en este país tengamos por norma el síndrome de Diógenes y nos dediquemos a acumular cosas inservibles que seguro nos darían rentabilidad". Sin embargo, la directora de Ebay cree que gracias a Internet se está desarrollando en este país la compraventa a distancia: "La venta por catálogo, por ejemplo, nunca tuvo demasiado éxito en este país, pero gracias a la Red los usuarios están entrando con entusiasmo en esta cultura porque las personas se dan cuenta de que existe una posibilidad de vender cosas que no existía previamente", señala Calvo.

Pujas

Manuel Castro, de 25 años, ha pasado varias veces por el trámite de las subastas en la Red. La última, en estas fechas. El pasado 25 de diciembre le regalaron una cámara digital, al día siguiente ya se podía pujar por ella. "La puedo vender, sacarme un dinero y comprarme la misma cámara a un precio mejor, por lo menos a un 30% menos y tener un dinero extra". Manuel está vendiendo su cámara por 230 euros cuando en el mercado supera los 300. Cree que la Red es un buen espacio para los regalos de Reyes, pero tiene el inconveniente de que las subastas sólo duran un tiempo y eso limita el plazo de entrega de regalos. Pero lo tiene claro: "En cuanto me regalan algo tecnológico lo subasto, en la Red puedo encontrar algo igual o mejor por menos dinero".

Esta idea ha sido importada de EE UU, donde está tan de moda que, según una encuesta realizada por survey.com, el 52% de los estadounidenses re-regalan o venden en secreto sus presentes navideños, y el 10% de ellos lo hace en Internet. Las cifras desde el año pasado se han incrementado un 100%. Por ello muchos sitios de subastas han creado publicidades específicas para esto con lemas como: "Una segunda oportunidad para sus regalos", o el sitio francés de Amazon -que aún no opera en España-, que asegura: "Si el regalo que ha recibido en Navidad no le gusta, véndalo". Otro espacio se promocionaba así: "Papá Noel ha hecho lo que ha podido, pero a veces se equivoca. En ese caso, no se inquiete. Va a hacer feliz a un cliente y a descubrir un medio de hacer dinero".

En España, una encuesta sobre los hábitos de consumo en navidades, realizada por el grupo EMER-Gfk, revela que quienes menos aciertan en los regalos son los tíos o familiares más lejanos, y que cuando alguien recibe un presente que no le gusta, el 37% lo da o regala a otras personas.

Los regalos más populares para revender en estas navidades en España son: teléfonos móviles, mp3, monitor de ordenador extraplano, cámaras de fotos digitales y videoconsolas y videojuegos, y ropa de marca, tanto para hombre como para mujer. Pero la estrella de la reventa online ha sido la consola PSP (Play Station Portátil). Mientras que en las tiendas cuesta como mínimo 250 euros, en Ebay se están consiguiendo por 200.

Del tique monedero a la subasta 'online'

PARA AQUELLAS OCASIONES en las que los Reyes Magos o Papá Noel no acertaba, el comercio tradicional fue haciéndose cada vez más flexible. Primero, aceptando devoluciones de regalos. El Corte Inglés fue el pionero con su lema: "Si no queda satisfecho, le devolvemos su dinero". Después, muchas tiendas con sus tiques regalo, en los que no aparece el precio pero quien lo recibe puede optar por cambiarlo. Lo importante no es tanto el regalo en sí mismo como que se le entrega algo valioso que podrá ser cambiado para mayor satisfacción del receptor. Internet permite dar un paso más que supone la reventa y adquisición de algo que interese más garantizando el anonimato. En España, el espacio más popular es Ebay.es. Los clientes pueden tanto vender como subastar los presentes no deseados. El 70% son de subasta y un 30% de precio fijo. "La subasta permite que más gente lo vea, que alguien que no buscaba eso decida pujar porque sale a muy buen precio. Lo más interesante de este método son los últimos minutos", dice David Gracia, de Ebay.

Para comprar o vender en red el proceso es sencillo. Lo primero, registrarse -es gratis- en Ebay. Si es como vendedor, llamar por teléfono para que te asignen un código. Después, una foto digital del objeto y seguir los cinco pasos indicados en la pantalla. La duración del anuncio puede ser de tres, cinco, siete o diez días. Se puede elegir el método de pago y la manera de enviar el objeto; normalmente el comprador paga los gastos de envío. Ebay cobra comisión sobre la venta, que oscila entre el 1,5% y el 5% -cuanto más cara, menos porcentaje-. Si no se vende no cobra, pero factura el anuncio de las ofertas -entre cinco céntimos y 2,40 euros-. Aunque la mitad de lo que se pone en venta o subasta encuentra comprador.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 8 de enero de 2006

Más información