Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

De la Torre afirma que el suministro de agua está garantizado los próximos diez meses

El PSOE tilda al alcalde de "negligente" y denuncia el riego de jardines con agua potable

El alcalde de Málaga, Francisco de la Torre (PP), aseguró ayer que las reservas de agua de la ciudad son suficientes para el consumo, si no llueve antes, hasta el próximo verano. Para ahorrar agua y ampliar este margen, el Ayuntamiento ha impulsado una campaña de concienciación en los colegios y la instalación gratuita de contadores individuales. De la Torre reiteró su oposición a los cortes, a pesar de que la Junta ya aclaró que el decreto que mañana presenta no conlleva dichas restricciones. "No hay por qué alarmar a nadie, ni a ciudadanos ni a turistas", dijo.

De la Torre insistió en rechazar el fantasma de las restricciones en el suministro y explicó que las considera inútiles: "Las restricciones suelen fomentar la acumulación de agua, sin ahorro ninguno", opinó.

El Ayuntamiento publicó un bando el pasado domingo para lograr un ahorro del 5% en el consumo de agua. Esta llamada de atención va unida a la apuesta municipal por las "tarifas disuasorias" que gravan los consumos más altos y que son, a su juicio, las que han logrado la reducción del 10% en el consumo de la ciudad. Para la concienciación en el ahorro, el alcalde anunció ayer nuevas medidas excepcionales como la instalación de contadores individuales para sustituir a los comunitarios en al menos 3.000 bloques de viviendas, según estimó De la Torre, y cuyos gastos asumirá la empresa municipal de aguas Emasa.

Además, la reducción en el consumo se dirige a los niños a través de campañas en los colegios para "que den ejemplo en casa", y los centros escolares que más reduzcan el consumo serán premiados, ya que éstos consumen anualmente alrededor de unos 500.000 metros cúbicos. De la Torre se mostró optimista ante "la solidaridad y colaboración" de los ciudadanos, y Emasa llevará a cabo una campaña publicitaria para que las medidas de ahorro calen en los ciudadanos. "Siempre hay momentos a lo largo del día en los que se puede cerrar antes el grifo", apuntó.

Las medidas de urgencia para aumentar recursos hídricos buscan también agua para el baldeo y el riego de jardines. Para ello el consistorio está realizando prospecciones y ha impulsado la recuperación de once pozos, la creación de cinco nuevos puntos, y la construcción de siete aljibes con un presupuesto de 1,2 millones de euros. Según las previsiones del Ayuntamiento, este agua extraida rondará los ochocientos metros cúbicos al día.

El PSOE denunció ayer ciertos jardines de Málaga son regados con agua potable en zonas como el Carril de la Chupa o la avenida Velázquez. El viceportavoz socialista, Enrique Salvo, acusó al alcalde de "negligente", e indicó que la auditoría externa de Emasa ha demostrado que al secarse muchos de los pozos que se utilizaban, "se está echando mano a la red de abastecimiento municipal". El concejal del PSOE criticó que los niveles de agua de los malagueños estén bajando debido a estos riegos. Además, Salvo criticó que "se estén tirando litros al mar" al no hacer uso del agua presuntamente tratada en las depuradoras.

Por otra parte, De la Torre volvió a recordar el supuesto favoritismo de la Junta con Sevilla, y reiteró su crítica a la Junta por su negativa a apoyar el proyecto de un gran intercambiador de transportes subterráneo. "Al igual que la Junta le va a regalar un tranvía a Sevilla, podría haber tenido un detalle con Málaga", dijo el alcalde, quien destacó que la inversión de la Junta en el intercambiador sería similar al que le supondrá el tranvía sevillano, "que no sé si es de interés metropolitano o del distrito centro", añadió. El alcalde recordó la importancia del intercambiador ya que permitirá a los trenes pasar de la Costa Occidental a la Oriental.

El alcalde lamentó asimismo no contar con los porcentajes que invertirán cada una de las tres administraciones principales en el metro malagueño: "No tengo ni una sola línea oficial sobre este tema a pesar de que somos socios", criticó

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 27 de septiembre de 2005