ERC presiona para que haya elecciones anticipadas si fracasa la reforma

Los dirigentes de Esquerra Republicana (ERC) presionan a sus socios en el Gobierno catalán para que acepten sus condiciones en la reforma del Estatuto de Autonomía.

El portavoz parlamentario de los independentistas, Joan Ridao, insistió en que, si el PSC bloquea el Estatuto, "habría que dar la palabra a los electores".

Un paso más en esta misma dirección lo dio el también republicano Joan Carretero, consejero de Gobernación en el tripartito. "Si alguien ha apostado que haría un Estatuto y no lo consigue, se tendría que plantear dedicarse a otra cosa e irse a casa", dijo en una conferencia en la Universitat Catalana d'Estiu que se celebra en Prada de Conflent (Francia). La alusión vale en primer lugar para el presidente Pasqual Maragall, pero en realidad también para el de su propio partido, Josep Lluís Carod, que no cesa de subrayar en sus intervenciones públicas que el nuevo Estatuto es el principal objetivo del Gobierno autónomo.

Uno de los vicepresidentes de otro de los partidos del Gobierno catalán, Iniciativa Verds, Jordi Guillot, criticó que sus socios se hayan sumado a las especulaciones de CiU y PP sobre un adelanto electoral. "Cuando alguien quiere llegar a acuerdos, siempre encuentra la manera", afirmó. Vincular el debate de la reforma estatutaria con un eventual adelanto electoral "no ayuda", a su juicio, para nada a la culminación de un acuerdo que en su opinión es perfectamente posible.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS