Necrológica:NECROLÓGICAS
Perfil
Texto con interpretación sobre una persona, que incluye declaraciones

Manuel Sadosky, matemático, pionero de la ciencia en Latinoamérica

Vivió para ver una época en la que muchas de las aplicaciones prácticas de lo que había estudiado y enseñado durante toda su vida se han puesto en marcha. El pasado 18 de junio moría en Buenos Aires, a los 91 años de edad, Manuel Sadosky, un matemático pionero de la ciencia en América Latina.

Su labor destacó por un incansable interés en la formación de científicos y por el intento de convencer a las autoridades políticas y académicas de que la verdadera riqueza de un país está depositada en el cerebro de sus ciudadanos y no en las reservas del Banco Central. En lo anecdótico, fue el primero en introducir un ordenador en el ámbito universitario en toda América Latina

Nacido en 1914, hijo de un zapatero y de una madre analfabeta, padres de otros seis hijos, Manuel Sadosky experimentó en carne propia el porqué cientos de miles de personas eligieron durante esos años Argentina para empezar una nueva vida huyendo de la pobreza en Europa. A pesar de los escasos recursos familiares todos los hijos del matrimonio accedieron a la universidad y se graduaron. Manuel se doctoró en la Universidad de Buenos Aires, continuó sus estudios en Francia y a partir de ese momento combinó la investigación con el esfuerzo educativo.

Vicedecano de la Facultad de Ciencias de la UBA, creador del Instituto de Cálculo, fundador de la Escuela Superior Latinoamericana de Informática, Sadosky era un convencido de que la enseñanza de la ciencia debía de cuidarse en todas las edades. Por ello creó Puerto Curioso, un museo científico infantil; también organizó la Fundación Albert Einstein para ayudar en la investigación a los científicos sin recursos. Exiliado, pasó una temporada en España, donde se vinculó al Museo de Ciencias de Barcelona

Pero por esas cosas que pasan en la vida, Sadosky quedará ligado a un nombre de mujer que no era tal. Se trata de Clementina, la primera gran computadora que una universidad latinoamericana incorporaba entre sus activos. Fue en 1960 y medía 18 metros de largo. De esa envergadura a los pocos centímetros de un drive-pen han pasado 35 años, en los que Sadosky siguió empeñado en difundir la ciencia en Argentina.-

Regístrate gratis para seguir leyendo

Sobre la firma

Jorge Marirrodriga

Doctor en Comunicación por la Universidad San Pablo CEU y licenciado en Periodismo por la Universidad de Navarra. Tras ejercer en Italia y Bélgica en 1996 se incorporó a EL PAÍS. Ha sido enviado especial a Kosovo, Gaza, Irak y Afganistán. Entre 2004 y 2008 fue corresponsal en Buenos Aires. Desde 2014 es editorialista especializado internacional.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS