El Príncipe afirma en Washington que la relación con EE UU es "esencial"

Don Felipe explica que doña Letizia no viajó por molestias del embarazo

El príncipe Felipe dijo ayer a los estudiantes de Relaciones Internacionales de la Universidad de Georgetown, en el discurso de la ceremonia de graduación, que para España, "un poder medio europeo con fuertes intereses transatlánticos", mantener una relación "sólida y buena con EE UU supone un punto de referencia esencial" en su política exterior. El heredero de la Corona explicó a sus compañeros de universidad que lamentaba la ausencia de doña Letizia: "Acabamos de saber que vamos a tener un niño, nuestro primer hijo, en noviembre, y no era bueno que viajara". En ese momento el Príncipe fue interrumpido con aplausos. Don Felipe tenía previsto volar de madrugada a Madrid para celebrar hoy con su esposa su primer aniversario de boda.

En su discurso, el Príncipe habló de su paso por Georgetown, donde estudió Relaciones Internacionales entre 1993 y 1995, y de los cambios en España: el "proceso radical de liberalización y modernización" de los últimos 30 años; su economía, "una de las más abiertas del mundo", y su "mayor y más ambiciosa posición en la escena internacional". Todo ello basado "en un marco de coexistencia democrática entre adversarios políticos garantizado por la Constitución de 1978, nacida del amplio consenso de todas las fuerzas representadas en el Parlamento".

Don Felipe subrayó el desarrollo económico y social de España y llamó la atención sobre lo que ha supuesto pasar "de ser un país centralizado a convertirse en uno de los más descentralizados del mundo, con 17 regiones autónomas que tienen competencias muy amplias y de largo alcance que ejercitan a través de sus propios órganos ejecutivos y legislativos".

En estos 30 años, añadió, España ha recuperado su papel en la construcción de Europa, ha desarrollado su relación especial con Iberoamérica y el Mediterráneo y ha estimulado las relaciones transatlánticas. El Príncipe, que acaba de presidir en Sevilla la reunión del Fórum España-Estados Unidos, dijo que es "crucial para Europa y EE UU mantener y reforzar el vínculo transatlántico de amistad, relación leal y comprensión mutua" como base para países "separados por la geografía pero unidos por la defensa de los mismos ideales y valores: libertad, derechos individuales, el imperio de la ley y la democracia".

En un país como EE UU, con más de 40 millones de hispanos y en el que el español es la primera lengua de estudio extranjera, don Felipe habló del idioma "que para más de 400 millones de personas es su lengua materna" así como de su rápido crecimiento y su carácter de instrumento cultural. El Príncipe contó a los estudiantes que el mismo día en el que se adoptó la Constitución estadounidense, "George Washington anotó en su diario que había pagado 22 chelines y seis peniques por una traducción al inglés del Quijote".

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS