Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La izquierda recuperará la isla de Formentera al perder el PP un aliado

Un concejal del Partido Renovador retira su apoyo al alcalde del PP, Juan Manuel Costa

La izquierda, representada por la Coalición de Organizaciones Progresistas (COP), una alianza de partidos, colectivos e independientes de la isla de Formentera constituida en 1991, recuperará con una moción de censura la alcaldía del municipio insular del sur de las Baleares. El actual alcalde, el empresario turístico Juan Manuel Costa, del PP, que había logrado gobernar gracias al pacto que gestó con dos grupos menores en 2003, se ha quedado en minoría. Pasará la oposición, y será elegido nuevo primer edil el maestro independiente Isidor Torres, afín al PSOE.

Costa ha sido abandonado por Cándido Valladolid, pequeño comerciante local y concejal del Partido Renovador, surgido de una vieja escisión del PP y que había intentado crear IU en la isla. Valladolid, edil bisagra, fue compensado en 2003 por el PP con una asesoría del Gobierno autónomo tras votar al alcalde popular. Ayer perdió el cargo y el sueldo gubernamental.

El concejal renovador que se alía ahora con la izquierda -vencedora por número de votos y concejales en las últimas elecciones- ejerció un papel de denuncia contra su grupo originario, el PP, en el caso Formentera, el escándalo por presunta compra de votos por correo de emigrantes en Argentina, para favorecer supuestamente una lista del PP en la isla en las elecciones autonómicas de Baleares de 1999. Este asunto judicial aún está abierto.

La crisis estalla en Formentera porque la COP y Valladolid cuestionaron la gestión del alcalde Costa por el desarrollo inmobiliario de la isla y la legalidad de una construcción de una empresa de su familia. El próximo 28 de mayo se votará la moción de censura y, previsiblemente, se elegirá a Isidor Torres, que ya fue alcalde entre 1999 y 2003.

"Por ahí se comienza a ganar de nuevo la izquierda en las islas", declaró José Ramón Mateos, diputado del PSOE en el Congreso de los Diputados y uno de los muñidores del pacto. "La izquierda maniobra por el miedo a las urnas", indicó el líder del PP, José Juan Cardona.

En las elecciones locales, la COP sumó 1.338 votos, el 41,3% de los votos, con seis concejales, mientras que el PP logró 778 sufragios, el 24,1%, y tres ediles. Un grupo independiente afín al PP se hizo con otras tres actas, con 706 votos, el 21,8%. El edil bisagra, Valladolid, logró 296 votos, el 9,1%.

La COP fue el primer germen del pacto progresista que ganó un escaño al Senado en 1995 y la mayoría en el Consell de Ibiza y Formentera, y en el Gobierno balear en 1999, y que perdió con estrépito en 2003.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 19 de mayo de 2005