Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Granada acoge una muestra de 6 lienzos y 30 grabados de José Gutiérrez Solana

La colección se compone de obras que el autor expuso en París en 1936

La Fundación Rodríguez Acosta acoge desde ayer y hasta el 12 de junio una exposición de José Gutiérrez Solana. La muestra recorre la evolución de su pintura y algunos de los temas que le obsesionaron, como la muerte, la máscara carnavalesca o la tensión entre lo animado y lo inanimado. Seis lienzos y 30 grabados componen la exposición Solana en la colección de la Fundación Cultural Mapfre Vida.

Las obras de la muestra formaron parte de la exposición que el artista realizó en París en 1936 y que fueron adquiridos por un coleccionista privado francés hasta que, tras su muerte, la Fundación Mapfre los compró en una subasta celebrada en 1989.

La exposición, cuya inauguración coincidió con la celebración del Día Internacional del Museo, constituye "una excelente oportunidad de redescubrir a uno de los pintores españoles más enigmáticos y valiosos del siglo XX", según indicó el director de la Fundación Rodríguez Acosta, José María Luna.

Los seis lienzos de la muestra pertenecen al periodo de madurez de Gutiérrez Solana, un artista que reflejó, como ninguno, "la encrucijada entre la España negra y la que quiere ser moderna", circunstancia que caracterizó el periodo histórico en el que le tocó vivir, explicó el director general de la Fundación Mapfre Vida, Pablo Jiménez.

Son obras, a su vez, "coloristas", fruto del paso de Gutiérrez Solana por París, "muy distintos a los cuadros del primer Solana, de finales del siglo XIX, más tétricos y donde predomina el marrón", precisó Jiménez.

El directivo señaló que, aunque su obra incorpora muchos elementos de la Escuela Tradicional Española, "Gutiérrez Solana fue un artista también marcado por las corrientes pictóricas modernas, que en aquella época encabezaban artistas como Picasso o Juan Gris".

Fue, a su vez, el primer artista español en retratar "lo que ocurría en las ciudades de España, no sólo directamente, como espectador, sino indirectamente, a través de lo que publicaban los periódicos", faceta de la que es fiel reflejo su cuadro La tertulia del Café de Pombo, que recoge uno de los encuentros literarios que inauguró Ramón Gómez de la Serna, quien fue un "ferviente defensor de Solana", subrayó el directivo.

Constituyó también el primer artista español en pintar un combate de boxeo o un osario descubierto en Nápoles, cuadros incluidos en la exposición y que constituyen otra muestra más de su faceta como "cronista" pictórico de la época. No obstante, "lo más moderno de Gutiérrez Solana es que inauguró un periodo en el que el autor se convierte en más importante que su obra", que caracterizó la obra de artistas como Picasso y que se ha mantenido como una constante hasta ahora.

Nacido en Madrid, José Gutiérrez Solana (1886-1945) es considerado uno de los pintores españoles más enigmáticos y valiosos del siglo XX.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 19 de mayo de 2005