Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El edificio de los suicidas del 11-M, reconstruido al 85%

Ha pasado un año desde el suicidio colectivo de los terroristas islamistas de Leganés. Aquellos siete presuntos autores del 11-M hicieron explotar entonces sus cinturones llenos de bombas en un piso de un edificio del citado municipio madrileño. Han hecho falta 365 días para que ese lugar vuelva a parecerse a lo que fue. Y hoy los números 38 y 40 de la calle Carmen Martín Gaite están restaurados en un 85%. De hecho, está previsto que las 15 familias que tuvieron que ser realojadas puedan regresar a sus casas en septiembre.

Aquellos hechos, que se llevaron por delante la vida del GEO Francisco Javier Torronteras (la víctima 192), evitaron otros atentados inmediatos planeados por ese grupo, que dejó constancia en un vídeo de su intención de continuar con la guerra santa.

Los siete presuntos terroristas no tenían intención de suicidarse, sino de continuar atentando. Pero, al comenzar el asalto de la policía, cambiaron de opción: "Moriremos matando", gritaban, según dijeron los agentes. Ahora el GEO asesinado será homenajeado por el Ayuntamiento de Leganés, que realizará mañana una ofrenda floral frente al monolito dedicado a las víctimas del 11-M.

La fiscal que investiga los atentados de Madrid, Olga Sánchez, reveló el pasado 9 de marzo que el grupo terrorista tenía "un proyecto muy amplio de continuidad delictiva". De hecho, uno de los presuntos terroristas había colocado el día anterior un artefacto en la vía del AVE Madrid-Sevilla.

Otros objetivos del grupo de suicidas eran una finca de recreo de la comunidad judía en Madrid y una hospedería judía en Ávila, así como un colegio británico en la localidad madrileña de Alcobendas, según informes de la Comisaría General de Información.

Tras la masacre, un centenar de personas han sido detenidas por su presunta participación en los atentados, de las que 76 están imputadas en el sumario que instruye el juez de la Audiencia Nacional Juan Del Olmo, que ha llevado a prisión a 24 de ellas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 3 de abril de 2005