Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Mueren cuatro personas al chocar una avioneta y un avión ultraligero en Cantabria

Cuatro personas murieron ayer por la tarde en Mataporquera al estrellarse, sobre las 17.20, una avioneta y un avión ultraligero que sobrevolaban esta localidad del sur de Cantabria. Al parecer, los dos aparatos iban juntos y se tocaron en vuelo, lo que provocó que los dos cayeran en las cercanías de la antigua cantera que existe a la entrada de Mataporquera. "Una ha bajado haciendo círculos y la otra parece que ha caído a plomo", relató un testigo.

Los servicios de emergencia identificaron a tres de las cuatro personas muertas en el accidente: un matrimonio de Cantabria y un hombre de Aguilar de Campoo (Palencia), según informó Ángel Calderón, alcalde de Valdeolea, municipio al que pertenece Mataporquera.

El matrimonio, que volaba en el ultraligero, fue identificado por los DNI hallados en el lugar donde se estrelló el aparato, si bien el alcalde sólo informó de que se trata de un hombre y una mujer nacidos en Cantabria y de unos 40 años. El otro cadáver identificado es el de un vecino de Aguilar de Campoo, que viajaba en la avioneta con una mujer.

Según explicaron el alcalde y testigos presenciales, como consecuencia del impacto, el ultraligero quedó hecho un "amasijo de hierros". La mujer salió despedida unos diez metros y el hombre fue localizado en interior de la cabina. El ultraligero se estrelló a unos diez metros de la carretera nacional 611, que une Santander con Palencia.

A unos 200 metros cayó la avioneta, que procedía de un hangar privado localizado en la localidad de Herrera de Pisuerga (Palencia). Las cuatro personas muertas ayer elevan a 43 los fallecidos en los últimos 20 accidentes mortales de avionetas producidos desde 2002.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 13 de diciembre de 2004