Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Todos pendientes de Fresno

Puesto que la participación catalana es inevitable en el Mundial B de hockey sobre patines de Macao, la batalla se focaliza ya en el Congreso de Fresno, el 26 de noviembre, donde la FIRS debe ratificar el reconocimiento de la Federación Catalana. El Consejo Superior de Deportes volvió a dejar clara ayer su postura. "Aún reconociendo la necesidad de encontrar un espacio para las federaciones autonómicas, la Ley del Deporte no les da muchas opciones: la representación internacional es de las federaciones españolas", ratificó un portavoz del CSD, emulando a Jaime Lissavetzki. Y agregó: "Sin embargo, la responsabilidad en este caso es de la Federación Española de Patinaje".

La contundencia del portavoz se intensificó al ser preguntado sobre la hipótesis de que Cataluña obtuviera la ratificación internacional en Fresno. "España no competirá contra una selección de su propio territorio". Conclusión: si Cataluña entra en el Mundial A en 2005, España se retirará o impedirá la participación del seleccionado catalán.

Por ahora, sin embargo, los intentos de la Federación Española van dirigidos a lograr que los más de 50 países que deben participar en el Congreso de Fresno no acepten a la Federación Catalana como miembro de pleno derecho de la FIRS. Enrique García Raposo, presidente de la FEP, cree que eso es muy posible y en ello está trabajando.

Sin embargo, el mes pasado en Wupertal (Alemania) recibió el primer revés importante, cuando no logró ser elegido presidente del Comité Internacional de Hockey Patines -uno de los cuatro de la FIRS-. El cargo fue para el alemán Harro Strugsberg, candidato cercano a las tesis del hockey catalán. "Si Raposo hubiera ganado, ahora no estaríamos en Macao y nuestro futuro estaría mucho más comprometido", indicó ayer David Moner, presidente de la Unión de Federaciones Deportivas de Cataluña (UFEC).

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 15 de octubre de 2004