"Nada que ver", "nada que decir"

La mayor parte de las instituciones valencianas, desde el Consell hasta las Diputaciones provinciales, además de las Cortes Valencianas y muchos ayuntamientos, todas controladas por el Partido Popular, participaron activamente en los preparativos y en la organización de la manifestación en defensa del PHN celebrada el 2 de marzo de 2003 en la Alameda y en el Jardín del Turia de Valencia con el lema Agua para todos. Incluso colaboraron económicamente -en algunos casos de forma más que generosa- con los organizadores oficiales del multitudinario acto, que justificó la aprobación de mociones, iniciativas parlamentarias y manifiestos, siempre propuestos por los populares.

EL PAÍS preguntó ayer al Consell si tenía algo que decir en relación con la decisión de la Agencia Española de Protección de Datos de abrir expediente sancionador por el envío de cartas para convocar el acto. La respuesta fue que el Consell "no tiene nada que ver" con el asunto y que la Generalitat "no tiene nada que decir". Según los portavoces consultados, el Consell no tuvo "relación directa", ni tuvo nada que ver con el montaje, sino que sólo contribuyó al mismo, como gran parte de la sociedad valenciana y como muchas otras entidades.

* Este artículo apareció en la edición impresa del martes, 29 de junio de 2004.

Se adhiere a los criterios de
Lo más visto en...Top 50