La policía busca a los autores del secuestro de Arabia Saudí

La policía saudí esperaba ayer alguna mejoría en el estado de salud de Nimr Al Bigami, el cabecilla del grupo de Al Qaeda que el pasado sábado secuestró y asesinó a 22 personas en la ciudad petrolera de Jobar, para poder interrogarlo. Bigami fue hospitalizado ayer en coma, después de ser capturado por las fuerzas de seguridad de Arabia Saudí el domingo en el asalto para liberar a los rehenes que el grupo tenía secuestrado. Los otros tres miembros del grupo lograron escapar del asedio de la policía.

Las fuerzas del orden saudíes proseguían ayer la búsqueda de estas tres personas, según informaron testigos presenciales. Según estas fuentes, los tres hombres estaban siendo buscados tras haberse refugiado el domingo en un barrio residencial de Dammam (450 kilómetros al noreste de Riad), donde robaron un coche. Capital de la Provincia Oriental, rica en petróleo, Dammam está situada a una decena de kilómetros al norte de Jobar (junto al golfo Pérsico).

Más información

"Los tres hombres armados, vestidos con ropa deportiva de color negro, cogieron mi coche amenazándome en Dammam, donde abandonaron una furgoneta", a bordo de la que se encontraban, declaró a la agencia France Presse el saudí Sultan al Oteibi. "El incidente se produjo a las tres de la madrugada del domingo cuando mi vecino, Nachaat, mecánico palestino, se encontraba al volante del coche", añadió.

De ser cierta esta afirmación, los fugitivos habrían escapado a las fuerzas del orden antes de que éstas procedieran al asalto, a las 5.30 del domingo, del edificio en el que se habían atrincherado con los rehenes.

Más ataques, según Londres

Por su parte, el Ministerio de Exteriores de Reino Unido advirtió ayer a sus nacionales del peligro de más atentados en Arabia Saudí. "Los terroristas siguen dispuestos a cometer más ataques en Arabia Saudí", que "pueden estar en la fase final de su preparación", afirma el Forreign Office en su página de Internet. Según Exteriores, que recomienda no viajar al país árabe si no resulta esencial, la "amenaza" afecta a varios objetivos, entre los que destaca "complejos residenciales y diplomáticos, así como a otros edificios oficiales".

A su vez, el Ministerio español de Asuntos Exteriores advirtió ayer a los viajeros españoles que decidan mantener su viaje a Arabia Saudí que extremen las medidas de seguridad y mantengan una "máxima vigilancia" durante su estancia en el país.

"En el caso de que sea necesario, se aconseja vivamente ponerse en contacto con nuestra Embajada en Riad o con la Unidad de Emergencia Consular en el Ministerio de Asuntos Exteriores, 913791628", añade la nota de Exteriores. Mientras, la colonia española en el país, formada por 510 personas, está advertida desde hace tiempo por la Embajada de España en Riad "para que mantenga la prudencia y la precaución", según informaron a Europa Press fuentes del Ministerio de Exteriores y Cooperación.

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0031, 31 de mayo de 2004.

Lo más visto en...

Top 50