Guinea admite la muerte de un mercenario y lo atribuye a causas naturales

El Gobierno surafricano desmiente que el fallecido sea el jefe del grupo Nick du Toit

El Gobierno de Guinea Ecuatorial anunció ayer la muerte de Merchz Gerad Euyen, de nacionalidad alemana y uno de los 15 supuestos mercenarios detenidos en Malabo el 7 de marzo acusados de preparar un golpe de Estado. Según el ministro portavoz, Antonio Fernando Nvé Ngú, el óbito se produjo "a causa de un cuadro de paludismo cerebral complicado".

Merchz Gerad residía en el país desde hace más de 10 años, regentaba un negocio de pasteles, que vendía después por las calles, y era muy conocido en la ciudad.

Varias fuentes aseguraron por error el miércoles que el fallecido era el surafricano Nick du Toit, de 44 años y jefe de ese grupo, noticia desmentida ayer por el embajador surafricano en Gabón, Mokgethi Samuel Monaisa. Éste y otro alto cargo enviado por el Gobierno de Pretoria, visitaron ayer a Du Toit en Malabo y confirmaron que "está vivo". Du Toit participa junto a Armengol, uno de los hermanos de Obiang, en el capital de la empresa de servicios de seguridad Triple Options.

El presidente de Guinea Ecuatorial, Teodoro Obiang Nguema, ha asegurado que los 14 supuestos mercenarios serán juzgados ante "un tribunal de prestigio internacional" sin ofrecer más detalles.

Fuentes de la oposición democrática sostienen que el alemán Merchz Gerad Euyen falleció en el hospital de Malabo en la madrugada del miércoles a causa de las palizas recibidas, pues su cuerpo presentaba numerosos "golpes en brazos y piernas".

En Guinea Ecuatorial es costumbre el uso de la tortura durante los interrogatorios en dependencias policiales. Los presos suelen presentar daños visibles en las muñecas y las piernas, pues uno de los tormentos preferidos consiste en colgarles maniatados a la espalda. Tanto Amnistía Internacional como el relator especial para los derechos humanos de la ONU, Gustavo Gallón, han denunciado estas prácticas y la falta de libertad.

* Este artículo apareció en la edición impresa del jueves, 18 de marzo de 2004.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50