Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
ELECCIONES 2004 | Andalucía

Chaves rompe el techo de votos socialistas

La mayoría absoluta del PSOE sacude al resto de partidos en Andalucía

El candidato del PSOE a la Junta de Andalucía, Manuel Chaves, consiguió el domingo su mejor resultado en votos obtenidos en los comicios autonómicos, que ha ganado las cinco veces que se ha presentado. El PSOE consiguió la confianza de 2.241.480 andaluces, 338.320 más que en 1996. Los socialistas recuperan la mayoría absoluta y cuentan con 61 de los 109 diputados de la Cámara, frente a los 37 del PP, los seis de IU y los cinco del PA. Mientras la ejecutiva del PSOE andaluz analiza hoy cómo conseguir que estas cifras se traduzcan en "diálogo", el resto de partidos revisa sus estrategias. El futuro de la candidata del PP, Teófila Martínez, que ha perdido nueve diputados, dependerá de cómo su formación digiere la derrota en las elecciones generales. El candidato y coordinador de IU, Diego Valderas, ni siquiera consiguió su escaño. El PA se queda fuera del Gobierno tras ocho años de coalición.

Chaves afirma que actuará como si hubiera obtenido mayoría relativa

La abrumadora victoria del PSOE andaluz ha sorprendido a sus propios dirigentes, que hoy se reúnen para afrontar la nueva etapa en un Parlamento con mayoría absoluta. El primer mensaje ha sido para espantar los miedos a una Cámara con la oposición noqueada. Chaves se adelantó ayer a afirmar que actuará como si hubiera obtenido una "mayoría relativa".

Las primeras pruebas las dio ayer el propio presidente en funciones de la Junta y su partido. Chaves, que ha fundamentado su política laboral y económica en el acuerdo entre el Gobierno andaluz, los sindicatos y los empresarios, reiteró su compromiso de contar con los agentes sociales y con la "gente" en la nueva etapa. Del mismo modo, el secretario de Organización socialista, Luis Pizarro, volvió a invitar a todas las fuerzas políticas a participar en la reformar del Estatuto de Autonomía, principal compromiso electoral del PSOE -la misma noche electoral lo ratificó Chaves- y que considera "legitimado" por los electores.

Los socialistas, que en las encuestas de campaña preveían obtener entre 56 y 58 escaños, no sólo se vieron sorprendidos por los resultados de su partido. También se enfrentan al descalabro del PP, formación a la que aventajan en 24 escaños tras una legislatura con sólo seis representantes de diferencia.

Esta situación ha dejado sumido al PP en un difícil posoperatorio y su estado es crítico. Tanto es así que los dirigentes populares en Andalucía, que han retrocedido a las posiciones previas a la candidatura de Javier Arenas a la Junta en 1994, revisan ya su estrategia electoral, su futura estrategia de oposición y el destino de su actual máxima dirigente, Teófila Martínez. Los responsables del PP se negaron ayer a aventurar un escenario inmediato, aunque reconocieron que habrá cambios. También coincidieron en que el futuro de Teófila Martínez estará vinculado a la dirección que tome el PP en el ámbito nacional tras la derrota del domingo. Martínez presidirá hoy el comité ejecutivo regional del PP andaluz, que analizará los resultados de las elecciones autonómicas.

Hasta el momento, Martínez no ha hecho ninguna declaración desde su comparecencia tras conocerse los datos del escrutinio, en la que resaltó que va a seguir trabajando en el proyecto que han defendido en las elecciones y garantizó una oposición "leal", con disposición a la colaboración en los asuntos de interés general para la comunidad.

Los andalucistas, que mantienen los cinco escaños que obtuvieron en 2000, se enfrentan, sin embargo, a una situación totalmente distinta. Tras ocho años compartiendo el Gobierno con el PSOE, se quedan fuera del Ejecutivo y pasan a formar parte de la oposición.

El hecho de haber mantenido los mismos representantes que en los comicios anteriores a los del domingo les ha dado un respiro y nadie habló ayer en el Consejo Andalucista de Gobierno -máximo órgano entre congresos-, de dimisiones.

El secretario general del PA, Antonio Ortega, aseguró que a su partido le vendrá "muy bien" estar los próximos cuatro años en la oposición para poder desarrollar "la alternativa de gobierno" que representa, mientras garantizó "lealtad a las instituciones y coherencia, sin caer en la tentación de negar la evidencia".

Aunque la cúpula andalucista se reunirá pasado mañana para empezar a diseñar su estrategia de oposición, Ortega avanzó ayer que "si el PSOE lo hace bien, contará con el apoyo de los andalucistas y si lo hace mal no dejarán de denunciarlo". En este sentido añadió que el PA desarrollará su labor desde una perspectiva "inequívocamente progresista y de izquierdas" y que esperan que el Gobierno central, que estará en manos del PSOE, no "haga lo de siempre y deje a Andalucía para lo último".

El PA comienza así una nueva andadura, sin el que hasta ahora ha sido su principal baluarte, las consejerías de Turismo y Deportes y Relaciones Institucionales.

Otra formación con un difícil análisis por delante es IU en Andalucía. Por una parte, la federación regional ha protagonizado la pérdida de tres de los cuatro escaños con los que no podrá contar Llamazares en el Congreso: Felipe Alcaraz (Sevilla), Luis Carlos Rejón (Córdoba) y José Luis Centella (Málaga). Además, y aunque han mantenido en Andalucía el número de representantes obtenidos en 2000, su coordinador general y candidato a la Junta, Diego Valderas, no ha conseguido escaño por Huelva.

Valderas abogó ayer por abrir en su formación un "nuevo camino" y por afrontar desde la "responsabilidad colectiva" los resultados de las elecciones autonómicas. También se mostró partidario de un "mayor" compromiso de toda la organización.

El PSA, liderado por el ex alcalde de Jerez Pedro Pacheco y surgido de la escisión del PA en 2000, no ha logrado representación parlamentaria y se ha convertido en la sexta fuerza política en Andalucía, por detrás en número de votos del Foro Andaluz del ex ministro de Trabajo Manuel Pimentel, quien tampoco consiguió escaños. Ambas formaciones pretenden seguir su carrera política.

Elecciones 2004 Andalucía

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 16 de marzo de 2004