Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Crítica:CRÍTICA | TEATRO

Un paseo muy paseado

Amparo Rivelles bien puede llevar ya un par de años paseando a su personaje, la estricta Daisy, (estaba programada la temporada pasada en este mismo escenario, pero se suspendió a causa de un esguince sufrido por la actriz, y parece que aquí concluirán las representaciones del espectáculo), por los escenarios españoles, de manera que el montaje funciona ya prácticamente solo sin que chirríe ni uno de sus muchos engranajes. Se trata de una premiada obra de Alfred Uhry que circuló ampliamente por el mundo anglosajón antes de convertirse en película y que ahora, como parece moda de los últimos años, vuelve al escenario, del que nació, de la mano de Luis Olmos.

La historia es conocida. Una altiva señora anciana de no muy buenas pulgas, que tiene su opinión particular sobre muchas de las cosas de la vida, una opinión más bien conservadora, será alentada a ver el mundo con otros ojos a partir de su relación con Hoke, el chofer afroamericano que saca a pasear a la señora y con la que irá estableciendo una relación de comprensión y afecto, ya que al cabo la complejidad del mundo real no se corresponde del todo con los prejuicios de que alardea la señora antes de la evolución de su carácter, que es el proceso que aquí se cuenta.

Paseando a Miss Daisy

De Alfred Uhry, en versión de Antxon Olarrea. Intérpretes, Amparo Rivelles, Mario Bedoya, Ildefonso Tamayo. Iluminación, Quico Gutiérrez. Escenografía, Jon Berrondo. Dirección, Luis Olmos. Teatro Principal. Valencia.

El montaje es pulcro, como es natural, y al servicio por entero de su protagonista, que se encuentra sobre el escenario como quien pasea por el saloncito de casa. Es mucho su oficio y muy buena su dicción antigua. Y es también amable este trabajo, donde los buenos sentimientos de lo políticamente correcto sortean cualquier arista que pudiera resultar estridente en un contexto testimonial que tampoco deriva hacia la blandura. Un personaje que se diría escrito a la medida de los registros de esta veterana actriz valenciana.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 26 de enero de 2003