Un barco de Chipre atraca en Cádiz con dos polizones muertos

El buque mercante Konstantinos, de bandera chipriota, procedente de África, atracó a las 17.15 de ayer en el muelle Marqués de Comillas del puerto de Cádiz para desembarcar los cadáveres de dos polizones, de origen subsahariano, que, según informó el capitán del barco, fueron encontrados hace unos días en el interior de las bodegas, donde pudieron fallecer asfixiados.

El director de la consignataria Cadiship, Emilio Medina, confirmó ayer que el capitán informó del hallazgo de los cadáveres y de la presencia de otros cuatro polizones vivos. El presidente de la Autoridad Portuaria de la Bahía de Cádiz, Rafael Barra, permitió el atraque de este buque después de que varios puertos norteafricanos negasen la entrada del barco en sus muelles.

Más información
Un carguero con el casco dañado espera en el puerto de Bilbao permiso atracar en el muelle

Según informó Medina, la tripulación del barco encontró sin vida y con "claros" síntomas de asfixia a los dos inmigrantes en la bodega de carga, que son herméticas y están insonorizadas. "Aparentemente murieron asfixiados. Es una situación de riesgo que se da con bastante frecuencia. Los inmigrantes arriesgan su vida, puesto que en las bodegas no se les oye", lamentó Medina. Los polizones supervivientes se ocultaron en otras dependencias del buque.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS