Tarragona acoge hoy el concurso de 'castells' con los de Vilafranca como favoritos

Una vez más, como sucede cada dos años, la plaza de toros de Tarragona acoge hoy una nueva edición del Concurs Casteller. A partir de las diez de la mañana y durante unas seis horas, 18 colles lucharán a brazo partido para obtener los mejores registros posibles y algunas de ellas para alzarse con la victoria.

A priori, sólo dos colles parten claramente con posibilidades reales de ganar: los Castellers de Vilafranca -que ya ganaron en las ediciones de 1996 y 1998- y la Colla Vella de Valls, vencedora en la última edición con un memorable tres de deu amb folre i manilles. La tercera colla que actualmente está al máximo nivel, los Minyons de Terrassa, tiene por costumbre no participar en el certamen.

Los de Vilafranca son, en principio, la agrupación que tiene más números para salir de la plaza con el triunfo. Los verds han completado ya este año cuatro estrucuturas de la llamada gama extra: la torre de nou amb folre i manilles, el pilar de vuit amb folre i manilles, el cinc de nou amb folre y el quatre de nou amb folre i l'agulla. Los de Valls no han coronado ninguna de ellas, pero hay que contar con ellos, como sucedió en la pasada edición.

Calculadora en mano

Los de Vilafranca han anunciado que abrirán su actuación con el quatre de nou amb folre i l'agulla, para seguir seguramente con el el pilar de vuit amb folre i manilles. A partir de ahí, esperarán a verlas venir, calculadora en mano, como es habitual ver a los caps de colla en otras ediciones del concurso. El cinc de nou amb folre parece también problable. Sin embargo, en la capital del Penedès sueñan con poder completar el tres de deu amb folre i manilles, con el cual se asegurarían el triunfo, como hicieron sus rivales hace dos años.

Las opciones de los vallenses dependerán en parte de que falle Vilafranca. Si es así, se crecerán, y entonces se puede esperar cualquier cosa de ellos. El cinc de nou amb folre y el quatre de nou amb folre i l'agulla, junto con algún castell limpio -sin la doble pinya que constituye el folre-, como la torre de vuit o el quatre de nou sense folre, son las cartas con las que cuentan para la victoria.

Detrás de estas dos agrupaciones, la otra colla de Valls, la Joves, que este año está por debajo de su nivel habitual, y las dos colles de Tarragona -Xiquets y Colla Jove- aspiran a la tercera plaza, con clara ventaja para los primeros si responden como es habitual en ellos en este tipo de citas, con el añadido de que juegan en casa. Sin embargo, tampoco se puede olvidar a los Capgrossos de Mataró, que, con sólo seis años de historia, esta temporada han sorprendido a todo el mundo entrando en el grupo de 11 colles que tienen en su haber castells de nou, tras levantar en julio el tres de nou amb folre y, hace sólo unos días, la catedral: el cinc de vuit.

* Este artículo apareció en la edición impresa del sábado, 05 de octubre de 2002.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50