Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
GENTE

ALERTA EN LA CUMBRE POR UNA DEPILADORA

La máquina de depilar de la esposa del primer ministro finlandés, Paavo Lipponen, es la responsable de la máxima alerta -4.500 agentes, la mayor movilización de fuerzas de seguridad desde la guerra mundial- lanzada el martes en Copenhague en la cumbre euro-asiática de jefes de Gobierno del grupo ASEM, informó ayer la policía, que se había negado el día anterior, último de la reunión, a desvelar la causa de esa alarma, que a media mañana del martes provocó que los agentes que se encontraban en las cercanías del centro de congresos de Bella Center, en la capital danesa, adoptaran las máximas precauciones e impidieran la entrada y salida de personas del recinto por una amenaza de bomba. Pero la culpable del estado de máxima seguridad fue la máquina de depilar de la mujer del primer ministro finlandés, que se había puesto en funcionamiento accidentalmente dentro de su maleta. El hecho ocurrió cuando dentro de un automóvil oficial que transportaba las maletas de los representantes de varias delegaciones de la cumbre se empezó a escuchar un sonido extraño, por lo que su conductor apartó el vehículo a un lado de la carretera y llamó a los agentes. Tras la llegada de los artificieros se identificó a la propietaria de la maleta, se le pidió que mostrara su contenido, y fue cuando apareció la depiladora en funcionamiento.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 26 de septiembre de 2002