Felip Puig se suma a la petición de gratuidad de la A-2 ante las colas que provocan las obras en El Bruc

El Gobierno catalán opina que el Ministerio de Fomento se ha precipitado al rechazar la petición de gratuidad del peaje de la autopista A-2 entre Lleida y Barcelonan, mientras duren las obras en el túnel de El Bruc, y ha remitido una carta al ministro, Francisco Álvarez-Cascos, pidiéndole que reconsidere la decisión. A la vista de las colas que se producen en el túnel, el consejero Felip Puig pide a Fomento que la A-2 sea gratuita sólo para los vehículos pesados. Al mismo tiempo, ofrece la gratuidad de la A-18, que depende de la administración catalana, entre Manresa y Barcelona, reclamada por la Cámara de Comercio de Tàrrega, pero exige a Fomento que pague el coste de esta medida ya que las obras del Bruc están promovidas por el Gobierno central.

Puig explica en su carta que las medidas deben coordinarse. Si sólo fuera gratuita la A-18, muchos transportistas optarían por recorrer el Eix Transversal hasta Manresa y tomar ahí la autopista hasta Barcelona, lo que, en opinión de Puig, colapsaría más aún el Eix Transversal. La solución es que sean gratuitas las dos vías (A-2 y A-18) y que todo el coste lo asuma Fomento.

El alcalde de Lleida, el socialista Antoni Siurana, volvió ayer a cargar con dureza contra Fomento por negar la gratuidad del peaje de la A-2. Siurana recordó que aunque al principio no se produjeron retenciones, en cuanto se han terminado las vacaciones las colas han sido monumentales. El alcalde acusó también al Gobierno catalán de no tener fuerza para defender los intereses del territorio.

Además del Ayuntamiento de Lleida, las dos cámaras de comercio de la provincia y las asociaciones de transportistas han suscrito la petición de gratuidad de la autopista A-2 al menos durante los próximos seis meses. Siurana considera injusta la actitud de Fomento, que a su juicio representa un agravio comparativo porque en otras circunstancias similares la respuesta ha sido suprimir el peaje de la autopista.

La presidenta de la Cámara de Comercio de Tàrrega (Urgell), Sylvia Falip, ha enviado otra carta al consejero Felip Puig y a diferentes instituciones y partidos políticos para que apoyen la reclamación, así como también la de la gratuidad del tramo de autopista A-18, entre Manresa y Barcelona, concesión que no depende del Ministerio de Fomento sino del Gobierno de la Generalitat. La respuesta de Felip Puig a esta propuesta ha sido trasladar al ministerio la petición de que se haga cargo del peaje de esta vía.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS