Crónica
i

El Barça prepara la Liga en Varsovia

El equipo de Van Gaal se enfrenta al Legia, en la 'Champions', pensando en el Atlético

Más que en Varsovia, el Barcelona tiene ya casi puesta su mirada en el sorteo de la Champions de mañana, en Mónaco, y en la apertura de la Liga el próximo domingo contra el Atlético. Tres goles a favor ni siquiera en un club tan aprensivo como el azulgrana permiten imaginar el fantasma de la catástrofe.

Los barcelonistas juegan hoy (19.00, TV-3, TVG y Telemadrid) ante el Legia, el equipo del ejército polaco, la vuelta de la ronda previa de la Liga de Campeones, el engorroso trámite de casi cada año por no saber quedar el segundo en la Liga. Pero esta eliminatoria, a diferencia de la de hace cinco temporadas, cuando Louis van Gaal debutó como técnico azulgrana ante el Skonto de Riga, está exenta de dramatismo. Nadie del club duda de la clasificación. Sin embargo, el futuro está muy cerca y la Liga acecha. Así, el Barça va de examen en examen y el siguiente es con el Atlético en el Camp Nou. 'Los resultados influyen mucho en el partido posterior', advirtió ayer el holandés. Es un encuentro para subir nota.

Más información

En una soleada mañana, junto al parque Lazienkowski, el mayor de Varsovia, lleno de palacios y lagos, los azulgrana se entrenaron ante un nutrido grupo de cazaautógrafos y a las órdenes de una legión de técnicos. Quizá el partido sea un simple expediente, pero Van Gaal sabe que el Barça, más que nunca, no puede permitirse la menor relajación porque casi no hay ni habrá tiempo para la tregua. Ya quedó claro en el Trofeo Gamper, en el que los escasos aficionadospresentes abuchearon en el descanso el soporífero juego del equipo.

La directiva está convencida de que septiembre, con el arranque de la Liga y el torneo europeo, juzgará el controvertido regreso de Van Gaal. Y por eso, porque no quiere fallar ni dejar margen al error, el técnico no se arredrará ante la presión. Ayer recalcó que quiere ganarse a la afición con un fútbol atractivo, mucha ambición y compromiso. No hay en la receta nombres propios: convocó a 18 jugadores y entre ellos no hubo sitio para Riquelme, que respondió con un golazo a su suplencia en la ida y que arrastra unas molestias.

En la pequeña sala de prensa del estadio, de la que cuelga una fotografía del mítico Deyna, el capitán de la selección polaca de los años setenta, Van Gaal respondió sin dudar cuando un periodista local le preguntó qué debe aprender aún el argentino: 'Nuestra manera de jugar cuando tenemos y no tenemos el balón. Y adaptarse a la velocidad del fútbol español'. Posiblemente la lesión de Riquelme -una sobrecarga- le despejó el fastidiosa dilema sobre si apostar por la nueva estrella o por Luis Enrique, su capitán.

Fue muy distinta, por ejemplo, su reacción cuando apuntó que Motta, que ayer no se entrenó, se perderá seguramente el partido por culpa de una gripe. 'Fue titular en el último y su enfermedad me complica un poco la vida', admitió. Pero enseguida huyó de los fatalismos y dijo que el Barça saldrá a ganar, aunque insistió en que el 3-0 es un resultado suficiente para evitar sobresaltos porque el Legia tendrá que arriesgarse.

'Los equipos polacos son duros', avisó el entrenador recordando la victoria azulgrana, el curso pasado, por 3-4 en Cracovia ante el Wisla. '¿Su vida en Varsovia se limitará a ir del campo de entrenamiento al hotel o tendrá tiempo para las compras', inquirió otro informador a Van Gaal a propósito de la escasa tensión que envuelve al encuentro. Y el holandés, que muestra, al menos en público, un talante más relajado -se tomó con humor que al intérprete le sonara el móvil- respondió sonriendo: '¡Tú a mí no me conoces!'.

Legia de Varsovia: Stanec; Amelianchyuk, Zielinski, Jozwiak, Magiera, Dudek, Kielbowicz, Vucovic, Kucharski, Majewsky y Svitlika.

Barcelona: Víctor Valdés; Puyol, De Boer, Navarro; Mendieta, Xavi, Cocu, Gabri; Saviola, Luis Enrique; y Kluivert.

LA JORNADA

Ayer: Bayern Múnich (Ale.), 3; Partizán Belgrado (Yug.), 1 (3-0). Manchester United (Ing.), -; Zalaergszegi (Hun.), - (0-1). Inter Milán (Ita.), -; Sporting Lisboa (Por.), - (0-0). Sparta Praga (Rep. Che.), 4; Genk (Bél.), 2 (0-2). Fenerbahçe (Tur.), 0; Feyenoord (Hol.), 2 (0-1).

Hoy: Legia Varsovia (Pol.)-Barcelona (0-3), Slovan Liberec (Rep. Che.)-Milan (Ita.), (0-1), Lokomotiv Moscú (Rus.)-Grazer (Aut.) (2-0), Dinamo Kiev (Ucr.)-Levski Sofia (Bul.) (1-0), Brujas (Bél.)-Shakhtar Donetsk (Ucr.) (1-1), Brondby (Din.)-Rosenborg (Nor.) (0-1), Newcastle (Ing.)-Zeljecnicar Sarajevo (Bos.) (1-0), Sturm Graz (Aut.)-Maccabi Haifa (Isr.) (0-2), AEK Atenas (Gre.)-Apoel Nicosia (Chi.) (3-2), Basilea (Sui.)-Glasgow Celtic (Esc.) (1-3) y Auxerre (Fra.)-Boavista (Por.) (1-0).

* Este artículo apareció en la edición impresa del martes, 27 de agosto de 2002.

Se adhiere a los criterios de
Lo más visto en...Top 50