Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Generalitat exige distinguir saldos y rebajas en la campaña que arranca hoy

La dirección general de Comercio y Consumo de la Consejería de Innovación difundió ayer una serie de recomendaciones a los consumidores a través de Europa Press para evitar problemas en la campaña de rebajas que arranca hoy en la Comunidad Valenciana y se prolongará hasta el 7 de septiembre. Entre otras, recuerda que está prohibida la venta de artículos deteriorados o adquiridos expresamente para su venta en período de rebajas. En el caso de que se oferten productos deteriorados deberán estar catalogados como 'saldos' y nunca incluidos en la campaña de rebajas.

Otra recomendación a los consumidores es comprobar que el nuevo precio rebajado figure junto al anterior. De esta manera se puede apreciar si la disminución de precio ha sido realmente significativa. En cuanto a las tarjetas de crédito, los establecimientos que las publiciten habitualmente deberán admitirlas también durante la campaña de rebajas.

La dirección general de Comercio y Consumo aconseja a los clientes potenciales que pregunten si existe la posibilidad de devolver los productos comprados, porque por parte del comercio sólo existe obligación de aceptar las devoluciones si los artículos se encuentran deteriorados o defectuosos y siempres que se especifique que efectivamente se admite la devolución.

Por último, se recuerda que los artículos rebajados deben tener las mismas características de calidad que los no rebajados y además, debe constar toda la información de etiquetado y garantía del producto.

Atención al consumidor

Para atender todas las dudas y demandas que se puedan presentar a los consumidores y usuarios a la hora de realizar sus compras en rebajas, la Generalitat Valenciana pondrá en funcionamiento el teléfono gratuito de atención al consumidor 900 500 222.

Los técnicos de la dirección general de Comercio y Consumo intensificarán las labores de inspección en la campaña de rebajas 'con el fin de salvaguardar los derechos de los consumidores durante este periodo', según fuentes de la Generalitat. También cooperarán los técnicos de las Oficinas Municipales de Información al Consumidor (OMIC) que 'velarán por los derechos de los consumidores comprobando el cumplimiento por parte de los comercios de los requisitos legales de las rebajas, y especialmente, que figure el precio anterior y el rebajado'.

Las mismas fuentes señalan que en las últimas campañas de inspección se ha constatado que el nivel de cumplimiento de las normas vigentes es cada año más elevado en la Comunidad Valenciana 'gracias a la buena información de la que disponen los comercios y al interés de los comerciantes por ofrecer la mayor y mejor información a sus clientes'.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 24 de junio de 2002