Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Paralizada el 90% de la actividad, según el Gobierno autonómico

UGT, CC OO y la Junta de Extremadura, que preside Juan Carlos Rodríguez Ibarra (PSOE), afirmaron que la huelga fue secundada por el 90% de los trabajadores en esa región, mientras que el delegado del Gobierno defendió que sólo fue secundada por poco más del 20%. Lorenzo Ramos, secretario general de la organización agraria más potente en Extremadura, UCE/UPA, aseguró que 'cooperativas, fábricas, bares, comercios, todo ha cerrado' en las zonas rurales.

De 295 expediciones de transporte de viajeros por carretera que diariamente atraviesan Extremadura, sólo funcionaron 35. La Junta señaló que el 90,6% de los funcionarios autonómicos secundaron la huelga. En Cáceres, Badajoz y Mérida, ayuntamientos gobernados por el PP, el paro fue seguido por el 10% de los empleados municipales, según portavoces de esos consistorios. El principal incidente se produjo en las cocheras de autobuses municipales de Mérida. Varios sindicalistas, entre ellos los secretarios regionales de CC OO y UGT, se situaron junto a las ruedas de uno de los vehículos. La policía les arrastró por el suelo. Cinco sindicalistas sufrieron heridas leves.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 21 de junio de 2002