Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los sindicatos rechazan el proyecto de Ley de Emergencias de la Junta

Más de 1.000 bomberos se manifiestan en Andalucía

Unos 1.000 bomberos se echaron ayer a la calle en casi todas las capitales de provincia de Andalucía para expresar su rechazo al proyecto de Ley de Emergencias de la Junta, que ya ha iniciado su trámite parlamentario. Convocados por UGT, CCOO, CSIF y UPLB, los manifestantes se concentraron ante las delegaciones del Gobierno de la administración autonómica para hacer oír sus reivindicaciones.

Los sindicatos llamaron a la movilización porque el texto no recoge 'ninguna' de sus propuestas. Las centrales se oponen a la figura del bombero voluntario contemplada en el proyecto, demandan la creación de una red coordinada de parques que garantice la atención como máximo en 15 minutos y exigen que se permita pasar a una segunda a los 55 años y no a los 57 como establece la iniciativa de la Junta.

Según Mario Núñez, secretario de la UPLB en Málaga, el texto 'potencia' la figura del bombero voluntario, lo que además de una precarización del empleo, supone una reducción de la seguridad: 'Para trabajar en ciertos accidentes de tráfico o en un escape químico hay que ser un profesional. No basta con tener las herramientas, hay que tener formación. Alguien que arriesga la vida para salvar la de otro debe estar capacitado para cumplir su cometido y nunca puede hacerlo a cambio de una compensación miserable'.

Una segunda reivindicación es la elaboración de una red de parques de bomberos que esté coordinada y posibilite responder ante una emergencia como máximo en 15 minutos. Para ello, los sindicatos creen que es necesario elaborar un mapa de los recursos existentes, detectar y suplir las carencias y establecer mecanismos de coordinación que hagan viable una respuesta inmediata. Núñez denunció que hay comarcas que están desatendidas y a las que a veces se tarda hasta una hora en llegar. También piden la reclasificación al grupo D ya que ahora pertenecen al C.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 12 de junio de 2002