Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PP impide que la presidenta de Tyrius explique su labor asesora y las ayudas que recibe

Los votos del PP impidieron ayer que prosperaran sendas iniciativas del Grupo Socialista para que comparecieran ante la comisión de Política Social y Empleo de las Cortes Asunción Francés, presidenta de la asociación de amas de casa Tyrius, y Juan Manuel Mellado, presidente de la asociación de jubilados y pensionistas SanVicente.

Los socialistas pretendían que Francés explicara las 'circunstancias extraordinarias' que a su juicio reúne en su doble condición de asesora del presidente de la Generalitat -por lo que percibe un salario superior a los 30.000 euros al año- y de presidenta de Tyrius, que se ha gestionado en esta legislatura más de seis millones de euros en subvenciones. Unas circunstancias que, a juicio del socialista Antonio Torres, suponen una 'incompatibilidad moral'. Además, Torres cuestionó la oportunidad de las subvenciones que se conceden a Tyrius para cubrir servicios con carácter temporal que luego deben asumir los ayuntamientos, que, para prestar esos mismos servicios, perciben ayudas muy inferiores. Así, según reveló Torres, en las guarderías de Xàtiva y Carcaixent, que Tyrius gestionó durante cinco meses el año pasado, los empleados sólo cobraron ese tiempo y el resto del curso trabajaron 'gratis' para que el servicio no quedara interrumpido. 'Este debe ser el nuevo modelo de gestión del PP' ironizó Torres, 'provocar la economía sumergida y la precarización del empleo, en una forma sibilina de explotar a los trabajadores'. Según Torres, Asunción Francés está creando una 'red clientelar paralela a los servicios municipales'.

Respecto a Mellado, Torres denunció que utiliza su asociación como 'tapadera de sus intereses personales' y la ha convertido en una 'agencia de colocación' para familiares y amigos. El diputado socialista recordó que Mellado se beneficó en 2001 de una subvención de más de 450.000 euros y luego no respetó los criterios establecidos en la orden de convocatoria de ayudas. Además, reveló que Mellado se benefició de una modificación de crédito aprobada por el Consell en agosto del año pasado para realizar un estudio sobre las necesidades de las personas mayores. El convenio fue firmado el 8 de octubre, el 24 de ese mes se presentó el estudio -de 59 páginas, a 100.000 pesetas la página, precisó Torres-, que hizo una agencia de publicidad con datos del Inserso del año 1991, y ese mismo día se giró la factura, que fue pagada 35 días después. Un tiempo récord que llevó a Torres a mostrar su perplejidad por la 'suerte' de Mellado.

El popular Manuel Bustamante justificó el rechazo a las dos comparecencias porque los miembros del Consell podrían explicar mejor ambos asuntos y frente a las acusaciones de la oposición afirmó que 'el clientelismo se acabó en 1995'.

En la misma comisión, y en contra de la evidencia denunciada por el socialista Joaquim González, la popular María José García aseguró que la estación del Metro de Valencia en Campanar 'es plenamente accesible' para los discapacitados físicos, a pesar de que, como denunció aquél, no tiene ascensores.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 31 de mayo de 2002