Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La guerra por el control de Iberpistas se recrudece con la exclusión del consejo del representante de Acesa

La batalla por Iberpistas se enrarece. La junta de accionistas de la concesionaria de autopistas de peaje aprobó ayer por sorpresa la salida forzada del consejo de administración del representante de Acesa, que puja junto a su rival Áurea por el control de Iberpistas. Este movimiento se produjo a través de una reducción del número de consejeros promovida por el núcleo duro de accionistas de Iberpistas, que se ha decantado por la oferta de Áurea, y pilló por sorpresa a Acesa, que amenazó con emprender 'acciones judiciales'.

El consejo se reunió por la mañana para ultimar los detalles de la junta, pero Salvador Alemany, representante del 8,1% que Acesa, controlada por La Caixa, posee en Iberpistas, se desayunó con la noticia de que ya no contaban con él. El recorte en el consejo afecta también a Juan Antonio Samaranch Salisachs, que constaba como consejero independiente, aunque representó a La Caixa hasta que ésta vendió a Acesa su participación en Iberpistas. Ambos votaron en contra de la reducción del consejo.

Según Iberpistas, la medida responde a una necesidad lógica de ajuste del consejo, de 16 a 8 miembros, tras la transformación de la sociedad en holding. 'No ha habido ninguna intención oculta de excluir a Acesa', afirmó Juan Zabía, vicepresidente de Iberpistas. Samaranch, sin embargo, apeló a la necesidad de respetar al máximo la 'transparencia' mientras se mantenga la pugna entre Acesa y Áurea, controlada por Dragados.

El resultado de la junta de ayer refuerza la posición de Áurea, que cerró un acuerdo con las familias Godia, Blasco, López Casas y Sacyr, que suman el 52%. Pero Acesa fue la primera en lanzar una oferta a 11 euros por acción, ya aprobada por la CNMV. Áurea contraatacó con otra oferta, pendiente de autorización, a 13 euros, justo el precio al que cerró ayer Iberpistas. Fuentes de Iberpistas admiten que siempre se consideró hostil la ofensiva de Acesa y recuerdan que su representante abandonó voluntariamente el consejo de la concesionaria de La Caixa cuando ésta formalizó su oferta. El 24 de abril Iberpistas aconsejó a sus accionistas que la rechazaran por insuficiente y tiene constancia de que ACS, nuevo accionista de referencia de Dragados, prevé mantener el acuerdo.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 8 de mayo de 2002