Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Foro Social advierte de que Sevilla será un caos si no se acondicionan medios para sus actos

La plataforma antiglobalización pide al Gobierno andaluz que rechace la cumbre europea

El cauce elegido por el Ayuntamiento de Sevilla para airear los espacios públicos cedidos a los colectivos antiglobalización ha irritado claramente en el Foro Social de Sevilla, la plataforma que organizará los actos alternativos. Dos portavoces del Foro criticaron 'la irresponsabilidad' de la institución, que todavía no les ha comunicado donde se instalará la acampada, y alertaron sobre el caos que puede generarse 'si la ciudad no está mínimamente preparada'. El Foro declaró 'non grata' la cumbre europea y pidió al Gobierno andaluz que rechace su celebración en Sevilla.

La elección del parque Alamillo como lugar para instalar la acampada de los participantes en los actos antiglobalización que se desplacen hasta Sevilla se ha publicado en todos los medios de comunicación, pero el Ayuntamiento de Sevilla todavía no ha confirmado al Foro tal decisión. José María Trillo, uno de los portavoces, atribuyó esto a la 'irresponsabilidad' de la institución local, aunque la plataforma no se pronunciará sobre el lugar elegido hasta que no tengan una confirmación directa.

Tanto Trillo como Lucía Villar, los dos portavoces que dieron ayer la rueda de prensa, subrayaron que la demanda de espacios públicos es un derecho y 'no una concesión al Foro'. Villar, además, alertó sobre el caos que se puede generar en la ciudad si se deja al azar el desarrollo de los actos y responsabilizó a toda la ciudad de que salga bien la acogida de más de 100.000 personas: 'Puede ser un caos si la ciudad no está mínimamente preparada'.

Cita estatal

Los portavoces presentaron ayer una declaración del Foro Social donde se recogen los posicionamientos ideológicos del movimiento, que se ha elaborado para tratar de contrarrestar la imagen de acercamiento político que ha podido generarse por los sucesivos encuentros que han mantenido con responsables institucionales como Manuel Chaves, Luis Navarrete o Alfredo Sánchez Monteseirín. Estas entrevistas, recordó ayer Trillo, tenían un carácter 'meramente organizativo y técnico'.

El portavoz del Foro restó a los encuentros carga política y agregó que las instituciones con las que se han reunido para organizar los actos alternativos 'siguen las líneas maestras de las políticas neoliberales'. Para subrayar su oposición, el Foro declaró ayer 'non grata' la cumbre de Jefes de Estado y de Gobierno que se celebrará en junio en Sevilla y pidió explícitamente al Gobierno andaluz que 'se sume a nuestra petición para que no se celebre'.

Entre las reivindicaciones de la plataforma se encuadran el desmantelamiento de las bases militares de Rota y Morón, la salida de la OTAN, la abolición de la deuda externa europea con los países del Tercer Mundo o el reconocimiento de la inmigración como un derecho de cualquier persona. La presentación del manifiesto es una de las medidas tomadas por el Foro para concretar con claridad su posición política y garantizar cierta coherencia ideológica entre los colectivos que se incorporen a la plataforma, donde están más de medio centenar de grupos.

Para hoy, además, está previsto que se avance en el diseño de los actos que celebrarán durante los días de la cumbre. Alrededor de medio millar de activistas del movimiento antiglobalización, procedentes de toda España, se citarán hoy en el complejo Blanco White, de la Diputación de Sevilla, para preparar las movilizaciones de junio. Trillo explicó que, a grandes rasgos, la plataforma pretende que el viernes 21 se lleven a cabo 'acciones descentralizadas', que prepararían distintos colectivos en puntos diferentes.

El sábado 22 se desarrollarían las actividades de talleres y conferencias relacionados con los temas que elijan, una comida popular a mediodía y la manifestación por la tarde. Los actos culminarían en un concierto de varias horas que, según el Ayuntamiento, se desarrollará en la bancada de la Expo.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 4 de mayo de 2002