Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Morientes, baja para el Camp Nou; Hierro, Pavón y Guti, para Anoeta

Vicente del Bosque, entrenador del Real Madrid, tras el encuentro, manifestó: "Todo ha estado bajo control". Pero no todo estuvo bastante controlado como indicó el técnico madridista. La fogosidad de sus centrales y las tarjetas que guardan en el bolsillo los árbitros, tampoco.

Ni Pavón, ni Fernando Hierro, los dos defensas centrales titulares del Real Madrid completaron su colección de tarjetas amarillas, cinco cada uno, y no podrán jugar en San Sebastián la próxima jornada contra la Real Sociedad, encuentro programado para el sábado.

Tampoco podrá jugar Guti, igualmente amonestado. El madrileño entró en el campo sustituyendo a Morientes en el minuto 20 del primer tiempo sin haber podido calentar ni un segundo. Morientes, que se mostró tan impreciso como acostumbra en los últimos partidos, pidió el cambio al notar molestias por una sobrecarga que arrastra desde el choque de la selección del pasado miércoles ante Irlanda. El extremeño se perderá el encuentro del próximo martes contra el Barça en Liga de Campeones (Solari, sin embargo, podría estar para ese encuentro). El delantero extremeño que sugirió hace poco que la afición madridista no le "quería" se encontró a un público frío. Ni recibió aplausos al salir del túnel de vestuarios, ni soportó pitos cuando falló a los cinco minutos en boca de gol un centro de Salgado.

Su sustituto ayer, Guti, que marcó dos goles, probablemente será alineado en Barcelona, aunque "a última palabra la tiene el entrenador", comentó prudente el jugador.

El entrenador del Tenerife, Javier Clemente confesó tras la derrota, con los surcos de los cuatro goles impresos en un rostro cansado: "El Bernabéu es demasiado. No es un buen campo para salir de abajo".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 21 de abril de 2002