Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los abusos de las compañías de teléfonos se convierten en la principal queja de los consumidores granadinos

Las denuncias que los consumidores granadinos tramitaron el año pasado se debieron mayoritariamente a conflictos con las grandes compañías de telefonía. Estas reclamaciones suponen el 15,9% del total, por encima de la compra de viviendas que ha acaparado el 12,6% de las quejas, pero que en años anteriores ha sido siempre el principal motivo de las denuncias.

La liberalización de las telecomunicaciones y la aparición de nuevos operadores de telefonía ha originado que desde finales de los 90 las quejas de los consumidores se estén concentrando en este sector. La Asociación de Consumidores y Usuarios de Granada (FACUA Granada) ha tramitado este año 182 reclamaciones, de las cuales 29 se deben a conflictos con las compañías telefónicas, especialmente Retevisión, seguida de Telefónica. La denuncia más generalizada es la disconformidad con las cantidades que se han facturado, aunque también hay quejas porque la compañía ha dado de alta a los usuarios en la preasignación de llamadas sin que el usuario haya dado su consentimiento explícito.

Las denuncias contra estas compañías de telecomunicaciones han aumentado mucho desde 1996, cuando este motivo representaba sólo el 1,4% de las reclamaciones y ocupaba el undécimo puesto. La FACUA asegura que esta crispación no se puede achacar exclusivamente a la liberalización de las telecomunicaciones, sino que se debe a una 'falta de control del Gobierno central sobre las numerosas irregularidades de las compañías'. Además la asociación reclama una regulación normativa que afecte a estas empresas.

Los problemas que surgen en el proceso de compra de una vivienda siguen siendo un motivo muy habitual de las denuncias. Los consumidores reclaman defectos de construcción, incumplimientos de las calidades comprometidas, retrasos en la entrega, anulaciones de los contratos por parte del promotor o anulación de las garantías ofrecidas.

El siguiente motivo por el que los consumidores reclamaron el año pasado es el de conflictos con las administraciones, que suponen el 11% del total de denuncias. Sin embargo, al igual que la vivienda, este aspecto ha experimentado un descenso, ya que en 2000 llegó a ser el 12,9%. Los defectos en los suministros de agua y luz son los motivos de queja siguientes, con un 8,4% cada uno.

Las denuncias formales llegaron a ser 182 en 2001, pero las consultas recibidas por la FACUA fueron 2.163, la mayor parte de ellas telefónicas (1.541). Los distintos aspectos de la compra de las viviendas ocupan el primer lugar entre las dudas planteadas. En total se resolvieron 286 cuetiones de este tipo, mientrs que las consultas de telefonía fueron 242. Entre estos dos motivos se encuentra el sector del calzado, el vestido y el hogar, sobre el que se hicieron 233 consultas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 21 de marzo de 2002