Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Liaño sostiene que puede ser juez aunque tenga un antecedente penal

El ex juez Javier Gómez de Liaño, condenado por prevaricación en el caso Sogecable, ha exigido su 'reintegro' en la carrera judicial a través de un escrito al Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), en el que sostiene que nunca ha perdido su 'condición de juez'.

Condenado a 15 años de inhabilitación por el Tribunal Supremo, Liaño reclama al órgano de gobierno de los jueces que 'se pronuncie pronto' sobre su caso, a ser posible en un plazo que le permita participar en el próximo concurso de vacantes judiciales.

El ex juez sostiene que nunca ha perdido su condición de magistrado porque, tras la sentencia que le condenó por prevaricar, el CGPJ no abrió un expediente para expulsarle de la judicatura.

En realidad, tanto la Sala de lo Penal del Supremo que le condenó, como el anterior CGPJ y el Tribunal de Conflictos de Jurisdicción han declarado que es 'indudable' que Liaño perdió su condición de magistrado, pero el ex juez insiste en que no.

En cuanto al plazo de cinco años que debiera transcurrir para cancelar sus antecedentes penales, Liaño soslaya este impedimento indicando que no hay ningún precepto en la Ley Orgánica del Poder Judicial 'que prohiba ejercer el oficio de juez con un antecedente penal'.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 22 de febrero de 2002