Un esquiador muerto y otro herido por un alud de nieve fuera de pista en Baquèira

Un esquiador de 33 años, Antonio C. S., vecino de Barcelona, resultó muerto ayer en la estación de esquí de Baquèira-Beret (Val d'Aran) al quedar atrapado por un alud de nieve. Otra persona que esquiaba con la víctima resultó herida y pudo ser rescatada con vida por los Bomberos de la Generalitat.

Más información

El accidente se produjo a primera hora de la tarde, cuando un grupo de esquiadores se vio sorprendido por un alud de nieve, probablemente originado por ellos mismos al descender por un canalón en la zona de la estación conocida como Escornacabres, fuera de las pistas señalizadas. Antonio C. S. y Agustín M. P., de 39 años, quedaron sepultados debajo de la nieve. A la zona del siniestro se desplazaron inmediatamente tres vehículos de los bomberos, una ambulancia y dos helicópteros.

Los equipos de rescate pudieron localizar los cuerpos de los esquiadores desaparecidos cuando todavía no habían transcurrido 15 minutos desde que se produjo el alud. El personal médico intentó reanimarlos, pero no pudo evitar el fallecimiento de uno de ellos. El otro sufrió heridas graves y fue trasladado al hospital de Vielha.

Este nuevo accidente mortal, el quinto que se registra en el Pirineo en las últimas semanas, ha coincidido con la petición de la Asociación Catalana de Estaciones de Esquí a la Generalitat para que exija más seguridad en las pistas de esquí. Una de las medidas que reclaman es la obligación de llevar casco para todos los esquiadores y la posibilidad de crear policías de montaña.

Llevar casco

Asimismo, empresarios de estaciones de esquí de Cataluña y Aragón pedirán la posibilidad de solicitar a las diversas administraciones que doten a los complejos invernales de 'policías de montaña' en las pistas de esquí. Los empresarios de las estaciones de esquí consideran que esta figura policial en las pistas serviría para garantizar 'normas de conducta' y tratar de disuadir los comportamientos de algunos esquiadores que ponen en peligro la seguridad del resto de practicantes.

La Asociación Catalana de Estaciones de Esquí, que agrupa a los complejos invernales ubicados en Cataluña, ya pide desde hace tiempo que existan 'policías de montaña' en las estaciones para evitar accidentes, informa Europa Press. El presidente de esta asociación, Josep Pujol, afirmó ayer que 'hasta hace poco teníamos a la Guardia Civil de montaña, que hacía esta vigilancia, pero ahora nos la han quitado y nos hemos quedado sin este servicio'.

Por otra parte, tres personas fallecieron ayer y una cuarta resultó herida grave en un accidente ocurrido en la autovía de Banyoles (C-66), en el término de Sant Julià de Ramis (Gironès). En esta población, la madrugada anterior una persona había muerto y dos más habían resultado heridas leves en otro accidente en la autopista A-7.

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0017, 17 de febrero de 2002.

Lo más visto en...

Top 50