Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
OPINIÓN DEL LECTOR

Explosiones y agua potable en Xàbia

El pasado 8 de octubre, el calentador de gas de mi casa explotó. La cuestión es que no explotó por acumulación de gases -ya que vivimos en un chalet y el calentador está en el exterior-, sino debido a la mala calidad del agua y a la cantidad de tierra que trae consigo. Esto hizo que se produjera la obturación de los conductos del calentador y la consiguiente explosión. La suerte fue que en ese momento ninguno de mi familia estabámos ahí. Porque si ése hubiese sido el caso ahora estaríamos en las páginas de sucesos. Según me comentó el técnico que me instaló el nuevo calentador, no es la primera vez que esto ocurre. Por ahora, ha habido suerte y sólo han sufrido daños los calentadores. Veremos cuánto nos dura esta suerte. Llevamos con este agua años. Un agua que no se puede beber; un agua que estropea electrodomésticos y que cuando se hacen reparaciones es peor, pues cuando vuelve el agua arrastra tal cantidad de residuos que es totalmente marrón.Fuimos a reclamar a Amjasa y no sólo nos dijeron que no eran responsables sino nos dejaron hacer ninguna reclamación. Lo único que me queda es denunciarlo en la OCU. Aunque no creo que sirva de mucho, pues prácticamente son empleados del Ayuntamiento y uno de los concejales es directivo de Amjasa.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 14 de octubre de 2001