Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Zaplana identifica el 'caso Gescartera' con el "último rumor del verano"

El líder del PP insiste en el estado 'idílico' de la Comunidad en una cena con 800 militantes

Los populares valencianos eligieron el marco del Club de Tenis de La Vila Joiosa para que su incontestable líder, Eduardo Zaplana, pusiera los puntos sobre las íes al final del período estival y como aperitivo del curso político que se avecina. Allí, celebró una cena-mitín a la que se sumaron unos 800 militantes del PP de las comarcas alicantinas, salpicados por un gran número de destacados cargos públicos - casi todos los miembros del Consell, y otros de ámbito estatal, como el director general de la Policía, Juan Cotino-.

A la hora del café comenzaron los parlamentos. A las palabras protocolorias del alcalde de La Vila Joiosa, José Miguel Llorca, siguió un moderado aunque no exento de algún arrebato, discurso del presidente provincial del PP de Alicante, Julio de España. Éste volvió a desenterrar sus viejos fantasmas y responsabilizó a los medios de comunicación ( 'en concreto un periódico de Alicante y otro de Valencia', precisó) de empañar 'la excelente gestión del PP allí donde gobierna'.

Luego le tocó el turno al protagonista de la noche: Eduardo Zaplana. El presidente del Consell no se anduvo por las ramas y, tras un breve resumen sobre sus años al frente del PP y las dificultades que pasaron cuando eran oposición, empezó a desgranar, uno a uno, los éxitos de su Gobierno.

En el haber del Consell, Zaplana apuntó, entre otros, los siguientes grandes logros: acuerdo para el trazado del AVE; Plan Hidrológico Nacional y, consiguiente trasvase del Ebro; el pacto sobre financiación autonómica; y el acuerdo sobre la Academia Valenciana de la Lengua.

Zaplana, crecido a medida que avanzaba su intervención, completó el listado de éxitos de su gestión con otros referidos a la reducción del paro, la asistencia a los inmigrantes, el modelo turístico, y la política medioambiental. La Comunidad, para el titular del Consell, es un paradigma y un ejemplo para el resto de regiones de España, porque sale ganadora en cualquier faceta que se la compare.

Para Zaplana, el debe del Consell sólo es una entelequia del principal partido de la oposición, el PSPV, 'empeñado en trasladar una imagen irreal de caos'. Zaplana resaltó la 'incoherencia' del PSPV y acusó a su líder, Joan Ignasi Pla, de no defender los intereses de la Comunidad y carecer de criterio propio.

Un flotador llamado PP

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 27 de agosto de 2001

Más información