Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
ENTREVISTA

'Es un paso adelante hacia un mundo mejor'

De camino hacia Madrid en uno más de sus incontables viajes, el alto representante para la Política Exterior de la UE, Javier Solana, declaró por teléfono que la entrega de Milosevic es 'una buena noticia', pero también 'un aviso' para otros dirigentes políticos de los Balcanes porque, tarde o temprano, los partidarios de la guerra acaban ante los jueces.

Pregunta. El círculo sobre Milosevic se cierra.

Respuesta. Por mi parte, no empezó con la guerra de Kosovo, sino mucho antes. Me parece una buena noticia que una persona acusada de crímenes contra la humanidad se encuentre ante un tribunal para un juicio justo. Es un paso adelante hacia un mundo mejor. Es un mensaje para los dirigentes políticos que puedan caer en tentaciones similares. Debe ser tomado como un aviso, una advertencia.

P. ¿Se refiere a Macedonia?

R. El Tribunal de La Haya fue creado por la ONU sólo para juzgar crímenes cometidos en la antigua Yugoslavia, pero sí hay que tomarlo como una advertencia para dirigentes de los Balcanes que pueden tener tentaciones de recurrir a la guerra.

P. Usted dijo en su día que había que dar tiempo al presidente Kostunica, quien ahora se ha opuesto a la medida.

R. Dije que era una iniciativa que debía tomar el Gobierno de Serbia y el Gobierno federal en la forma oportuna, sin presiones exageradas de la comunidad internacional. El Gobierno de Serbia ha tomado la decisión estimando que es correcta. El Tribunal Constitucional, que se ha opuesto, está formado por jueces nombrados en la época de Milosevic, y uno de ellos fue el que dictaminó como ilegales las últimas elecciones. Ha sido gente beligerante contra el nuevo poder democrático.

P. Ahora hay una crisis en el partido de Kostunica.

R. A nadie puede dañar que una persona que está acusada por el Tribunal Internacional por crímenes contra la humanidad se encuentre a disposición de un tribunal para un proceso justo. Sólo puede ser beneficioso para la causa de la justicia internacional.

P. ¿Quién debe ser el siguiente en ser llevado a La Haya?

R. Hay una lista en la que están el presidente de Serbia y, por supuesto, el general Mladic y Radovan Karadzic, que son dos personas que más tarde o más temprano tendrán que dar cuenta delante del tribunal.

P. ¿ Qué diría a quienes afirman que Belgrado se ha vendido a cambio de las ayudas internacionales?

R. Cumplir con las obligaciones de un Gobierno democrático, como entregar a personas reclamadas por el Tribunal Internacional, no es venderse. Es una obligación. Ahora la reflexión que hay que hacer es que nadie escapa a la justicia. La guerra o la limpieza étnica no conducen a nada; sólo al Tribunal Internacional. La vía política es la única para resolver los problemas y los conflictos.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 30 de junio de 2001