Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Archivado el caso de una muerte a 50 metros de la clínica Quirón

La juez ha archivado por falta de indicios delictivos el caso abierto por la muerte, el pasado 24 de enero, de un hombre de 67 años a unos 50 metros de la clínica Quirón de Barcelona, centro que fue acusado de no auxiliar a la víctima. La titular del juzgado de Instrucción número 18 de Barcelona, Carmen García Martínez, ha dictado un auto en el que decreta el sobreseimiento de la causa por entender que la muerte del transeúnte, Juan José García Gil, fue 'instantánea o a los pocos segundos, situación en la que ya no cabe hablar de una persona desamparada y, en consecuencia, de omisión del deber de socorro'. Razona la magistrada que este delito castiga a quien no ayude a una persona desamparada y en peligro grave manifiesto, lo que no concurre en el presente caso pues, según el auto, el delito 'claudica cuando las lesiones han provocado la muerte instantánea'. Trabajadores de la clínica Quirón declararon ante el juzgado por estos hechos y aseguraron que atendieron en la calle al transeúnte, mientras que los testigos presenciales aportados por la acusación afirmaron que se denegó en tres ocasiones la petición de auxilio. Los abogados de la acusación particular han indicado que recurrirán contra el archivo de la causa.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 25 de mayo de 2001