Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Policías locales de Algeciras cumplen tareas de seguridad para los jueces

El alcalde de Algeciras, el andalucista Patricio González, confirmó ayer que agentes de la Policía Local de esta ciudad realizan labores de contravigilancia a algunos magistrados de la localidad. González señaló que los jueces solicitaron estos servicios ante la falta de protección de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado.

El alcalde señaló que la Policía Local desarrolla esta función desde hace siete meses, pero que se ha dado a conocer ahora tras la polémica abierta por la carencia de medidas de seguridad que padecen los jueces que trabajan en la Sección Séptima de la Audiencia Provincial de Cádiz, con sede en Algeciras, quienes se han dirigido varias veces a la Subdelegación del Gobierno en Cádiz, a la Junta de Andalucía y al Consejo General del Poder Judicial exponiendo esta situación. En sus escritos a estas instituciones, los magistrados señalan que en sus propios despachos se han producido varios altercados.

Aunque el primer edil no quiso avanzar mucho más sobre las medidas de contravigilancia, argumentando motivos de seguridad, sí especificó que son varios los agentes que se encuentran destinados desde hace meses en este servicio.

Por su parte, el portavoz del Partido Popular en el Ayuntamiento algecireño, Luis Ángel Fernández, exigió ayer a las distintas Administraciones que tomen cartas en el asunto, 'porque el Ayuntamiento no puede seguir asumiendo problemas que no le competen'.

Fuentes próximas a los magistrados que trabajan en la sede de la Audiencia de Cádiz en Algeciras señalan que este tribunal está dictando sentencias sobre casos 'importantes', hecho que relacionan con los distintos incidentes ocurridos en las últimas fechas.

Ayer mismo se conoció una sentencia de este tribunal en la que se condena a un individuo a 12 años de prisión y al pago de 10 millones de pesetas de indemnización por la violación de un niño de nueve años, hecho ocurrido el 2 de agosto de 1999.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 25 de mayo de 2001