Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
COMUNICACIÓN

PSPV y Bloc de Gandia rompen por la elección del director de la TV

La elección del nuevo director de la televisión municipal ha vuelto a romper las relaciones entre el PSPV y el Bloc Nacionalista Valencià (BNV) en el Ayuntamiento de Gandia. El concejal del Bloc, Josep Miquel Moya, dio ayer su apoyo oficialmente al candidato propuesto por el PP para ocupar la dirección de la emisora pública, el escritor gandiense Ignasi Mora, rechazado por los socialistas por no ser 'una persona de consenso'.

La propuesta de Mora por parte de los populares sorprendió y sembró la polémica no sólo entre las filas socialistas sino también del propio PP. Se da la circunstancia de que Ignasi Mora, escritor y colaborador eventual en medios de publicación, es cuñado de Josep Miquel Moya, que además de portavoz municipal del Bloc es miembro del consejo de administración de la televisión municipal, y es conocida su afinidad ideológica nacionalista. La noticia de que Mora era la apuesta de Fernando Mut, presidente local del partido, para dirigir el ente público desconcertó a la militancia del PP.

Arturo Torró, que fuera número dos en la lista popular en las últimas elecciones y que dejó el cargo el pasado mes de septiembre, manifestó ayer el malestar de 'la mayoría' de los militantes ante la propuesta de Ignasi Mora como candidato del Partido Popular.

Además del escritor, optaban al cargo, a propuesta del PSPV, Manuel Varó y Óscar Martínez, ambos periodistas con un amplio currículum en televisión. Martínez había recibido también el apoyo de gran parte de la militancia popular por su dilata experiencia profesional e independencia ideológica. Tanto Varó como Martínez retiraron su candidatura el pasado miércoles.

El portavoz del PSPV, Jeroni Banyuls, anunció ayer la dimisión del representante socialista en el Consejo de Administración de Gandia Televisió, José Ramón Tiller, y la intención de su partido de abandonar este órgano.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 12 de enero de 2001